Quantcast

Mata a su hija al dar marcha atrás con el coche

Angel Pitts falleció al llegar al hospital tras llegar con heridas de consideración de su casa de Yorkshire, en el Reino Unido. Angel, de 16 meses, acababa de aprender a caminar y solía salir al jardín de casa junto a su madre, Megin. El perro de la familia salió rápidamente a la calle, por lo que Megin corrió detrás para que no hiciera ningún través. Cuando su padre Scott, se iba de casa para ir a trabajar, sacó el coche del garaje, marcha atrás, sin ver que su hija estaba en la misma trayectoria que el vehículo. El coche arroyó a la niña.

Ni los vecinos ni sus padres pudieron hacer nada por la pequeña Angel, ya que los médicos determinaron su muerte según transportaron a la niña al hospital. Su entierro será el próximo día 26, en memoria de una niña de 16 meses que comenzaba a explorar el mundo como cualquier infante recién nacido.