Quantcast

Fuerzan a una joven a beber agua de un charco por 'ser guapa'

Vlada Khold, de 13 años, fue brutalmente vejada por sus compañeras de clase, en el colegio Korkino, en Rusia. Los motivos son realmente chocantes: Vlada es guapa. Aunque en un principio se pensaba que la agresión se debía a que Vlada había insultado a los padres de las chicas, finalmente se descubrió que una de las agresoras, Olga, estaba celosa de que su novio mirase a Vlada.

Olga Guseva y otras tres menores obligaron a Vlada a beber agua sucia de un charco de la calle, mientras que otros dos chicos grababan el acto. Después fue subido a la red social de Rusia, VKontakte, alegando que se había atacado a la menor por injuriar a los progenitores. Inmediatamente después Vlada negó tales palabras y denunció el caso, obligando a las menores a disculparse.