Quantcast

Mundial Brasil: España regresa a Curitiba bajo un ambiente de desolación

La selección española regresó a Curitiba este jueves para continuar con los entrenamientos ante el partido del próximo lunes contra Australia, último de la fase de grupos, y en el que no se juegan nada. Tras el batacazo ante Chile, los jugadores regresaron al trabajo en un ambiente de tristeza y desolación.

Cada jugador tuvo una reacción ante la derrota. Algunos guardaron silencio y otros, como Sergio Ramos, pidieron perdón e intentaron lanzar un mensaje de optimismo.

Los jugadores de la Roja se ejercitaron bajo temperaturas de 9 grados y las habituales bromas se convirtieron en miradas perdidas y silencio absoluto, al igual que los técnicos, muy serios durante toda la sesión. El seleccionador dividió a la plantilla en dos equipos para hacer el tradicional 'partidillo' que jugaron en su mayoría jugadores suplentes.

El próximo lunes, la selección española juega su último partido en Brasil y se espera que regresen a España con una victoria en este Mundial.