Quantcast

Rajoy asegura estar «sustancialmente de acuerdo» con Rubalcaba en materia europea

El líder del PSOE llama a frenar el «egoísmo y la xenofobia» en la UE, diciendo «no» a los que «quieren mandar sin creer en Europa»

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado este miércoles que está «sustancialmente de acuerdo» en materia europea con el líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, porque coincide con él en los principios de la unión bancaria, la fiscal y política de la Unión Europea.

Así ha replicado el jefe del Ejecutivo al secretario general del PSOE en la sesión de control al Gobierno en el Congreso, un duelo en el que Rubalcaba ha subrayado que las elecciones europeas son «clave» para salir de la crisis y que también son una buena oportunidad para frenar a los euroescépticos.

«Estas son las primeras elecciones generales europeas que se celebran, que son claves para salir de la crisis y para, entre otras cosas, salir de la postración en la que está esta Europa desmoralizada por estas políticas equivocadas que han conducido a un caldo de cultivo en el que ha crecido el egoísmo, la xenofobia y el racismo», ha comentado el líder de la oposición.

En este sentido, ha afirmado que el próximo 25 de mayo «se puede decir 'no' a aquellos que quieren mandar y gobernar en Europa sin creer en Europa» y «sobre todo sin creer en los valores que dieron paso a la Europa que todos queremos».

Desde su punto de vista, los problemas de los Veintiocho se resuelven «con más Europa» y eso, para los socialistas, significa «más unión bancaria, más unión fiscal, más unión social y más unión política».

Concretando, ha apostado por una unión bancaria «para que nunca más los ciudadanos paguen por lo que los gestores de los bancos hacen mal»; por más unión fiscal, «para que las empresas paguen donde tienen su beneficios» y, sobre todo «más unión social» para que «los europeos no vean nunca más ese espectáculo de una Europa escatimando 15.000 millones de euros para el desempleo juvenil». Y también ha reclamado «más unión política» para «que los ciudadanos sepan quién decide y sobre todo ante quién dan cuentas».

UNA COSA ES EUROPA Y OTRA ESPAÑA

Rajoy ha empezado su respuesta remarcando que está «sustancialmente de acuerdo» en materia europea con Rubalcaba como, a su juicio, ha quedado claro en los debates sobre Europa que ha venido teniendo lugar en el Congreso.

Asimismo, ha remarcado que es partidario de la unión bancaria, la fiscal y la política y que, «por supuesto» también está «a favor» de luchar contra el desempleo juvenil. De hecho, ha recordado que fue España la que propuso esos fondos específicos para implementar medidas contra el paro juvenil y que, aunque la iniciativa se concretó con «menos» financiación de al que a él le hubiera gustado, al final fue «útil».

«Por tanto estoy a favor de que haya más Europa», ha resumido Rajoy, quien ha dado por superada la «grave crisis del euro» y ha subrayado que el proceso europeo es «irreversible».

Ahora bien, ha hecho una puntualización: «Una cosa es lo que hagamos en Europa y otra lo que hagamos en España». Y, en este sentido, ha incidido en que en nuestro país «las cosas están mejor que hace dos años» y ha avisado al líder del PSOE de que «negar la realidad no tiene ningún sentido».

LAS COSAS VAN POR BUEN CAMINO

Así, ha presumido de los resultados que están dando las reformas del Gobierno esgrimiendo que ahora hay más afiliados a la Seguridad Social que hace un año y que la propia UE ha señalado que «el 38 por ciento del número de parados que hay menos en toda Europa son españoles». También ha mencionado que la prima de riesgo «está bien» y permite que España se financie, y la mejora en los datos de inversión exterior, turismo y consumo.

«Hay datos que dicen que las cosas van por buen camino, y en el año 2014 y 2015 habrá crecimiento y creación de empleo en nuestro país», ha rematado.

En su segunda intervención, Rubalcaba había dejado claro que discrepa «profundamente» de las políticas de Rajoy porque reducen derechos sociales y laborales y crean «mucha desigualdad». También ha denunciado que los organismos internacionales prevén que esta será una «legislatura terrible» para el empleo, porque «acabará con menos trabajadores trabajando que cuando empezó».