Quantcast

Cesar Antonio Molina defiende un pacto de Estado en materia de cultura y educación

MADRID, 5 (EUROPA PRESS)

El exministro de Cultura César Antonio Molina defiende en su nuevo libro, 'La caza de los intelectuales' (Debate), la necesidad de un pacto para convertir la educación y la cultura en dos cuestiones relevantes de la política nacional.

«Ya es hora de que nos pongamos de acuerdo. Si no somos capaces de ponernos de acuerdo en cosas esenciales, solo nos queda la orfandad», ha manifestado Molina este lunes durante la presentación de este ensayo, una reflexión sobre la difícil relación entre el poder y la cultura y una reivindicación de la educación y la cultura como garantías de un renacimiento.

En este sentido, el autor opina que la educación y la cultura son dos labores del Estado, que tiene que conformar a sus ciudadanos. Sin embargo, precisa que el Estado no ha de dirigir, sino ayudar y promocionar la cultura.

Molina, también profesor de Humanidades, Comunicación y Documentación en la Universidad Carlos III, repasa en este libro otros temas como los «mártires de la intolerancia», «las batallas contra la libertad del pensamiento y la opinión pública» y el «odio a la cultura», entre otros.

Preguntado por su etapa al frente del Ministerio de Cultura durante el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, Molina presume de haber elegido solo a sus directores generales y de haber dado libertad y espacio en otros nombramientos. «Estado ha de ayudar sin inmiscuirse de la misma forma que ayuda a otras industrias», considera.

En cuanto a su relación con el entorno de la cultura durante esta etapa, Molina señala que no sintió este ámbito como un lugar ajeno, ya que cuando aceptó el puesto ya había escrito alrededor de una treintena de libros y que de alguna forma era parte de su «ser».

El exministro se considera «satisfecho» respecto a su labor en el Ministerio de Cultura a pesar de no haber tenido «tiempo para todo» lo que hubiera querido. «Siempre he trabajado como si fuera el último día de mi vida», apunta.

«SIN LA CULTURA NO SOMOS NADA»

Para César Antonio Molina, la cultura es «lo más importante» en España. «Es la esencia, sin ella no somos nada», recalca el autor de 'La caza de los intelectuales'.

Por ello, mira a Francia con cierta envidia, porque sabe que allí las ayudas al cine no se modifican ni desaparecen con el cambio de gobierno y que los niños pequeños saben «poemas de memoria». En España, en cambio, «no se sabe griego ni latín, ni quién es Apolo o Venus» y desaparecen materias como «Historia de la Filosofía, del Arte y de la Literatura». «La cultura conforma la identidad de un país», ha dicho.

Preguntado por el peligro de que desaparezcan poco a poco los intelectuales de referencia, Molina cree que pervivirá, porque a lo largo de la historia ha sobrevivido a «quemas y persecuciones». «Se trata de la libertad de expresarse, algo natural del ser humano y nadie se lo puede quitar», añade.

En este sentido, indica que a pesar de «los ruidos, los gritos, los rumores y de las millones de imágenes» que inundan hoy en día la sociedad, que dan «facilidades para no pensar», seguirán existiendo intelectuales porque «su papel sigue siendo fundamental».