Quantcast

Así fueron las vacaciones de Semana Santa de los Príncipes de Asturias

Esquí, bolos, cine, patinaje e incluso restaurantes con estrella Michelin. Esa ha sido la ruta que han realizado los Príncipes de Asturias junto a las infantas Sofía y Leonor en su último viaje de Semana Santa. En esta ocasión, todos ellos se han desplazado a la estación de esquí de Courchevel, situada en la región francesa de la Saboya.

Un paraje compuesto por más de 10.000 hectáreas dedicadas a la nieve para que Don Felipe pudiera disfrutar de uno de los deportes que más le gusta, junto a la vela. Por su parte, Doña Letizia prefirió descansar en el entorno ya que su habilidad en el esquí no es lo suficientemente alta para descender por las pistas de Courchevel.

Como una madre cualquiera, Letizia acompañó a sus hijas a hacer otras actividades extras que ofrecía el complejo francés, entre los que destacan el cine, la bolera o una pista de patinaje artístico. 

Según afirma Vanitatis, la familia pasó ocho días fuera de España. Una vez terminada esa escapada a Francia, los Príncipes regresaron a Mallorca donde pudieron disfrutar de una comida con unos amigos de la isla, para más tarde regresar ya en pleno Domingo de Resurrección para acudir a la tradicional Misa de Pascua.