Quantcast

¿Sabías que el amor por el tenis no entiende de edades?

Tres mujeres. Tres historias. Tres épocas distintas:

Billie Jean King.: Calificada por Margaret Court como la mejor competidora de la historia, Billie nació en el año 1943, en California. Aún a día de hoy sigue siendo recordada como una de las mejores tenistas de toda la historia. Estuvo 24 años en activo y conquistó 129 títulos, 12 de ellos Grand Slams.

Eso en individuales, pero en dobles también llegó a conquistar 16 majors y otros 11 en dobles mixtos. Ella jugaba y jugaba al tenis sin parar. Era una enamorada. Aún posee records en la actualidad como 'Mayor número de partidos individuales disputados en un año (125)', 'Mayor número de victorias en un año (192, combinando individuales y dobles)' o 'Mayor
cantidad de títulos conquistados en una temporada (38, combinando individuales y dobles)'.

Y tiene la distinción de seguir siendo la jugadora más veterana en alzarse con un título WTA. Fue en Birmingham con 39 años y 7 meses.

Aunque su retirada oficial fue en 1983, siguió jugando esporádicamente partidos de dobles durante 7 años más. La última vez que se la pudo ver sobre una pista de tenis, fue en marzo del año 1990, formando tándem con una jovencísima Jennifer Capriati, a la que superaba en 33 años. Casi como si fuera su madre.

Martina Navratilova.: La mejor tenista de los años 70 y 80. Su estilo de juego, muy similar al de Billie Jean King, saque y volea, le llevó a ganar la escalofriante cifra de 167 títulos individuales y 177 de dobles, 18 y 31, respectivamente, de Grand Slams. Una barbaridad.

Junto a Margaret Court y Doris Hart, es la única jugadora que ha ganado los 4 grandes en singles, dobles y mixtos. Aún hoy se siguen recordando sus increíbes duelos con Chris Evert, su eterna rival. Hasta en 80 ocasiones se llegaron a enfrentar con un balance favorable a Martina de 43-37.

De su gran cantidad de records que a día de hoy siguen vigentes, destacamos 'Mayor número de semanas al frente del ranking de dobles (237)', 'Mayor número de semanas consecutivas al frente de dicho ranking (191)' o 'Mayor número de años concluidos al frente del ranking individual (5, de 1982 a 1986)'.

Navratilova se retiró oficialmente en el año 94. Esa temporada jugó su última final de Wimbledon, recordada por muchos españoles ya que fue el año que nuestra Conchita Martínez la derrotó en la final ante todo pronóstico. Desde aquel entonces, siguió jugando dobles hasta el año 2006 cerrando una etapa memorable.

Kimiko Date.: Semifinalista la semana pasada en Monterrey. La mujer de la eterna sonrisa.La japonesa Kimiko Date sigue dando guerra en el circuito a sus 44 años.

Alucinante. Kimiko no ha tenido una carrera tan prolífica como las dos anteriores, pero el hecho de seguir compitiendo a su edad y seguir siendo competitiva es digno de admirar. Cuando se retiró en 1996, después de jugar ante una jovencísima Martina Hingis, la nipona se retiraba con 7 títulos WTA y 3 semifinales de Grand Slam con un 4º puesto más alto en el ranking.

Pero 12 años después, anunciaba sorprendentemente su regreso. Desde entonces, apenas ha abandonado el top 100, consiguió un nuevo título en Seúl (2009) y tiene el record de ser la tenista más veterana en ganar un partido de Grand Slam (Australian Open, a Nadia Petrova, con 42 años).

Quizás la japonesa esté buscando la victoria en un torneo que le lleve a ser la mujer más veterana en ganar un título oficial y superar a la gran Billie Jean. Por fuerza, ganas y simpatía, la japonesa seguirá luchando. El tenis, no entiende de edad.