Quantcast

Caso Nóos: Hacienda aprueba facturas falsas para evitar la imputación de la Infanta

Estas tres facturas- que tendrían un valor estimado de 70.000 euros– fueron consideradas por Hacienda como «ficticias» en un informe que los mismos inspectores redactaron hace unos meses. Si la Agencia Tributaria no hubiese aceptado como falsas las facturas, la infanta Cristina habría incurrido en un delito en el Impuesto de Sociedades, al superar la cifra límite de los 120.000 euros.

Si se tienen en cuenta estas facturas, el importe por el cual la sociedad infringía la ley sería de 757 euros. Hacienda sí que arrojó en su último informe que Aizoon defraudó 281.000 euros, pero que ningún caso se superó la barrera permitida por cada ejercicio.

El cobro de esas facturas falsas provienen de la prestación de asesorías inexistentes. Tras analizar las cuentas, Hacienda rechazó como deducibles la mayor parte de esas facturas.

Esta información llega justo después de que la Infanta Cristina pagó a través de Aizoon, servicios de 'coaching' por un valor cercano a los 7.000 euros mientras Iñaki Urdangarín pagó más de 700 euros por un curso de salsa y merengue, entre otros numerosos gastos.