Quantcast

Pastelitos de piña

Ingredientes

Dos plancha de hojaldre

Una piña natural

Una vaina de vainilla

Media taza de harina fina de maíz

Seis yemas de huevo

Un cuarto de taza de azúcar

Tres vasos de leche

Semillas de sésamo

Ponemos dos vasos de leche a calentar con la vaina de vainilla a fuego fuerte. El tercer vaso tenemos que sacarlo de la nevera al momento, porque necesitamos que la leche esté muy fría. Eso nos ayudará a que al incorporar la harina quede una masa fina y sin grumos. Incorporamos la harina y mezclamos ayudados con unas varillas.

Agregamos las seis yemas a la leche fría con la harina. Deshacemos del todo y las integramos perfectamente con el resto de la mezcla. Por último le añadimos el azúcar. Cuando la leche hierva la añadimos a la mezcla.

Movemos bien y retiramos la vaina. Una vez hecha bien la mezcla la volvemos a poner al fuego y movemos constantemente para que no se agarre.

Cuando empiece a hervir la seguimos moviendo y apartamos del fuego y reservamos. Con ayuda de un molde cortamos en crículos pequeños la masa de hojaldre. Necesitaremos una manga pastelera, podemos improvisarla en casa porque no nos hace falta boquilla. Nos servirá para introducir bien la crema dentro de cada círculo.

Metemos nuestra mezcla en la manga y colocamos un poco en la mitad de los círculos de masa. Añadiremos por encima unos trocitos de piña, tantos como queramos. Luego colocaremos los otros círculos de masa por encima y subimos los bordes de la masa de abajo para cerrar. Podemos fijar con un poco de huevo.

Añadimos unas semillas de sésamo en la parte de arriba y colocamos en una bandeja de horno con papel para hornear. Con el horno precalentado a 180 grados, introducimos los pastelitos y esperamos a que la masa se dore.