Quantcast

Michelle Pfeiffer: “Formé parte de una secta”

Protagonista de títulos como 'Íntimo y personal' o 'Mentes Peligrosas', Michelle Pfeiffer ha reconocido que su llegada a la meca del cine no fue todo lo bonito que esperaba. Cuenta que conoció a una pareja, que pensaba que eran entrenadores personales, pero al final resultó que formaban parte de ser una secta que creía en el 'respiracionismo'– habilidad de sobrevivir sin comer ni beber.

“Trabajaban con pesas y ponían a la gente a dieta. Lo suyo era el vegetarianismo”, ha dicho la actriz durante la entrevista a la revista 'Stella' de 'The Telegraph'. No vivía con ellos, pero asegura que eran “muy controladores”. Se reunían periódicamente e incluso tenía que pagar por los servicios que ofrecían durante el culto, cosa que según palabras de la actriz “la drenaba económicamente”.

Pero menos mal que en lo relacionado al trabajo no le iba del todo mal y consiguió un casting para una película donde conoció a su primer esposo, el también actor Peter Horton. El film estaba basado en los moonies, un término empleado para los devotos de la Iglesia de la Unificación, y mientras se estaba informando sobre “este culto” preparándose el papel, se dio cuenta que “estaba en una”.

Una entrevista donde además de revelar parte de su pasado, asegura que nunca ha recurrido a la cirugía estética, incluyendo botox e infiltraciones, pero admite que encuentra difícil el envejecer así que “nunca digas nunca”.