Quantcast

La presidenta del PP vasco reconoce «momentos duros» en la concentración de Madrid

BILBAO, 28 (EUROPA PRESS)

La presidenta del PP vasco, Arantza Quiroga, ha reconocido que hubo «momentos un poco duros» en la concentración de este pasado domingo en Madrid y ha considerado que «el dolor» ante las consecuencias que tendrá la sentencia del Tribunal de Estrasburgo contraria a la Doctrina Parot lleva a «buscar a alguien al que echarle la culpa». Asimismo, ha indicado que «la respuesta que tenemos que dar a las víctimas es seguir trabajando en la misma línea».

La dirigente del PP vasco, que participó en la protesta de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) junto a otros dirigentes de la formación, ha explicado que hubo «momentos un poco duros» durante la concentración, en la que se pudieron escuchar gritos contra el Gobierno, pero ha señalado que «se llevan en el cargo».

A su entender, «el dolor» ante las consecuencia de la decisión del tribunal de Estrasburgo «lleva a las personas a que manifiesten su ira y su dolor de esa manera, y tengan que buscar a alguien al que echarle la culpa». Por su parte, ha opinado que era su «deber» estar «al lado» de las víctimas en un momento «muy doloroso».

En sendas entrevistas concedidas a la Cadena Ser y a la Cope, recogidas por Europa Press, ha apuntado que, en la movilización, «en ningún momento escuché» que no se acatara la sentencia del tribunal europeo, sino que «lo que se manifestó es ese dolor, esa solicitud de justicia» y ha añadido que con la actual legislación «en el año 2013 ya no se van a producir estas situaciones».

Quiroga ha insistido en que el Ejecutivo de Mariano Rajoy «ha trabajado para que la decisión del tribunal de Estrasburgo fuera en otra dirección y que respetara lo que los tribunales en España habían decidido para cubrir algo que es importante explicar, que durante los ochenta y parte de los noventa regía un Código Penal que lo que hacía era redimir penas por trabajos que se hacían en la cárcel».

En cualquier caso, ha opinado que, ante las críticas que se han hecho al Gobierno, «la respuesta que tenemos que dar a las víctimas es seguir trabajando en la misma línea que está trabajando este Gobierno, aplicando el estado de derecho y aplicando las sentencias de los tribunales».

Además, ha manifestado que «ahora lo que necesitamos es unidad» para «seguir caminando todos juntos hasta la derrota definitiva de ETA. «Con todas las armas que da el Estado de derecho, fuimos capaces de derrotar a ETA», ha subrayado la dirigente del PP, que ha agregado que «lo único que estamos viendo ahora son los intentos incesantes de la izquierda abertzale de enmascarar esa derrota».

Quiroga ha eludido «entrar en valoraciones sobre declaraciones», al ser preguntada por la postura del exministro del Interior Jaime Mayor Oreja, que pronosticó que «aquí no termina el mal llamado proceso de paz» porque «la negociación va a continuar».

De cualquier modo, ha lamentado que «hay algunos que se empeñan en querer dar a ETA una victoria que no les corresponde» y que «no es real», y ha agregado que «se engañan los que piensen que ETA ha dejado de matar por convicción» ya que «ha dejado de matar porque, si no, iba a ser tan evidente algo que todos sabemos en Euskadi: que están acabados, que no han conseguido sus objetivos».

Por ello, ha considerado «un grave error» por parte de los demócratas «darles ningún tipo de argumento». «Esto, en este momento, nos tiene que poner en marcha a los dos grandes partidos, a ser capaces de administrar esta victoria, la de la democracia frente al terrorismo, y construir una España con valores democráticos plenos. Es lo que ahora nos tiene que preocupar», ha añadido.

La dirigente vasca ha apostado por «mirar hacia adelante» y «seguir trabajando» para que «nunca más vuelva a ocurrir eso» y poner en valor «todo lo que hemos sido capaces de hacer entre todos, con luces y sombras, con errores y aciertos, pero entre todos unidos en este final del terrorismo».

NO PONER EL RETROVISOR

En esta línea, ha indicado que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero «cometió errores y están ahí», pero ha asegurado que no le gustaría «poner el espejo retrovisor». Según ha indicado, «estamos en el año 2013. Tenemos que mirar al futuro y ser conscientes tanto el PP como del PSOE que de nosotros dependen muchos retos que tiene España», no sólo el terrorismo.

Tras insistir en que hay que «derrotar a ETA con la ley en la mano» y los políticos deben estar «a la altura de las circunstancias», se ha mostrado convencida de que Mariano Rajoy, aunque no ha hablado con él, «comparte» su postura porque «ha compartido los años de lucha» y «sabe del dolor de las víctimas, del gran reto que tiene entre sus manos y que va a tener al PP vasco ayudándole en este momento que requiere de gran altura de miras y políticos responsables».