Quantcast

Espionaje de EE.UU: Se mantuvo equipos de espionaje en Madrid y otras capitales europeas

La revista desvela informaciones de carácter reservado de los servicios de inteligencia estadounidenses, según los cuales el móvil de la canciller alemana, Angela Merkel, se encuentra en la lista de objetivos de NSA desde 2002.

Basándose en documentos de esta agencia, apunta a que el teléfono de la canciller seguía entre los objetivos del espionaje de EEUU pocas semanas antes de la visita que realizó en junio a Berlín el presidente estadounidense, Barack Obama.

El número de móvil aparece identificado como 'GE Chancellor Merkel', aunque no se especifica qué tipo de comunicaciones eran espiadas, si todas las conversaciones o sólo los datos de los contactos.

Una unidad denominada 'Special Collection Service' (SCS) sería la encargada de recoger la información, con ayuda de un equipo, no registrado legalmente, situado en la embajada de Estados Unidos en Berlín.

En la legación diplomática, situada junto a la emblemática Puerta de Brandeburgo y a menos de un kilómetro de la sede de la Cancillería, trabajan, según la revista, técnicos de la NSA y de la CIA, encargados de espiar con sofisticadas antenas las comunicaciones que se registran en el barrio en el que se encuentran los principales edificios del Gobierno alemán.

ALTO SECRETO

Que esas instalaciones fuesen identificadas como postes de escuchas «dañaría gravemente las relaciones de Estados Unidos con un gobierno extranjero», se reconoce en un documento de la SCS clasificado como «alto secreto».

Estos equipos de la CIA y la NSA fueron creados a finales de los años setenta y un documento secreto señala que en 2010 había alrededor de 80 en todo el mundo, entre ellas las de Madrid, París, Roma, Praga y Ginebra, según 'Der Spiegel'.

Por su parte, Obama, según relatan este sábado varios medios de comunicación, aseguró personalmente a la canciller que él no tenía información del presunto espionaje de su móvil y que, de haberlo sabido, lo habría parado.