Quantcast

La mayor parte de las víctimas de trata en España son rumanas

MOLLET DE VALLÈS (BARCELONA), 22 (EUROPA PRESS)

La comunidad con más víctimas de trata de seres humanos detectadas en España es la rumana, y la que está creciendo más es la china, según la científica del Instituto de Economía, Geografía y Demografía del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) Ana María López-Sala.

En su conferencia en las II Jornadas de crimen organizado sobre tráfico de seres humanos en el Instituto de Seguridad Pública de Catalunya (ISPC), ha indicado que en general, en España las personas víctimas de trata son de Rumanía y otros países de la Europa del Este –en menor medida–, de Colombia, República Dominicana, Brasil (aunque está en retroceso), Paraguay y Nigeria.

López-Sala ha indicado que la trata es el «reclutamiento, transporte, traslado y recepción de personas, utilizando la fuerza y la coacción, el rapto, el fraude, el engaño o el abuso de poder en una situación de vulnerabilidad con fines de explotación para obtener un beneficio».

Según ha precisado, se diferencia del tráfico de personas en que este último se centra en facilitar la entrada a una persona a un país de manera irregular para obtener a cambio un beneficio pero no incluye una explotación posterior, y ha indicado que precisamente en los casos de trata las personas explotadas no siempre entran en el país por cauces ilegales, lo que dificulta que puedan ser detectadas.

De hecho, en gran parte de los casos entran de manera regular y son personas que han sido captadas y engañadas dentro de su comunidad, por personas de su entorno social o familiar, por lo que todavía es más difícil descubrir que están siendo víctimas de explotación, según ha añadido.

«Un proceso de trata internacional empieza con un proceso de trata interna o doméstica», ha añadido López-Sala, que ha hecho hincapié en la dificultad de saber por qué hay trata en un país y no en otro, ya que existen una multitud de causas y no solo se puede achacar a las condiciones de vida en el país de origen.

La científica ha explicado que «las oportunidades de negocio explican la entrada de las organizaciones criminales tanto en la facilitación de la migración clandestina como en la trata», pero ha puntualizado que las víctimas de trata no siempre están bajo las redes de delincuencia, sino que muchas veces son explotadas por conocidos y gente del entorno.