Quantcast

Urkullu afirma que «en absoluto» renuncia a una consulta sobre un nuevo estatus en 2015

BILBAO, 19 (EUROPA PRESS)

El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha afirmado que «en absoluto» renuncia a su deseo de que la Comunidad Autónoma Vasca celebre una consulta sobre un nuevo estatus político y ha adelantado que, en este tema, defenderá «con ardor» el plan del PNV. Además, ha advertido de que no ve a una Euskadi «fuera de Europa» y se ha mostrado dispuesto a hacer, desde el consenso, «un ejercicio gradual» del estatus de autogobierno «hasta alcanzar la soberanía más plena posible».

En una comparecencia en Bilbao tras participar en una reunión de trabajo del PNV en la sede central del partido en Bilbao, Urkullu ha puntualizado que «en absoluto» renuncia que en 2015 se celebre la consulta sobre un nuevo estatus político para el País Vasco y que sus referencias a un 2020 en el que los vascos ya hayan ejercicio el derecho a decidir, no implican un cambio en sus intenciones.

Según ha dicho, el propósito del Ejecutivo que preside y del PNV es abordar, en este legislatura, «un análisis, un diagnóstico» sobre un «futuro nuevo estatus de autogobierno», siempre «sobre una base acordada entre las diversas formaciones políticas con representación en el Parlamento».

Respecto a la afirmación del portavoz del PNV en el parlamento vasco, Joseba Egibar, de que el Plan Ibarretxe es «una referencia» para un futuro trabajo en este sentido, Urkullu ha puntualizado que se tienen referencias «diversas».

«Tenemos el mal llamado Plan Ibarretxe, tenemos el Plan Ardanza y tenemos conversaciones habidas con diversas formaciones políticas en el pasado, como referencia», ha enumerado.

El presidente vasco ha puntualizado que, en todo caso, «el que se presente» no será al «Plan Urkullu». «Será, en la medida en que pertenezco al PNV, el que defienda con ardor», ha indicado.

EUROPA

Además, ha recordado la trayectoria europeísta de la formación jeltzale «fundadora de la idea de la Europa de los pueblos y de las naciones que está en construcción» y ha considerado que «no se le pueden poner vallas, ni tampoco límites a las aspiraciones de sensibilidades ideológicas políticas que existan en cada uno de los estados miembros».

No obstante, ha precisado que no percibe, «como no lo ve el PNV», una Euskadi «fuera de Europa». «Desde Euskadi trabajaremos para hacer más Europa», ha garantizado.

Tras mostrar su respeto a las «aspiraciones» de otras comunidades, en referencia a Cataluña, ha asegurado que su intención es «construir una sociedad basada en el consenso, y también hacer un ejercicio gradual de lo que es un estatus de autogobierno hasta alcanzar la soberanía más plena posible».

Sobre la posibilidad de llegar a acuerdos con EH Bildu sobre un nuevo estatus jurídico-político, Urkullu ha señalado que la vocación de su Gobierno, del PNV y del lehendakari es llegar a «acuerdos y consensos, también en esta materia, no sólo con EH Bildu», sino «entre las diversas sensibilidades ideológicas de sentimientos de pertenencias distintos».