Quantcast

La familia de Payá no descarta pedir amparo al TC si se rechaza investigar

MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

El abogado de la familia del disidente cubano Oswaldo Payá, Francisco José Andújar, ha confirmado este miércoles que no descarta presentar un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional español en el caso de que la Audiencia Nacional vuelva a rechazar abrir una investigación a raíz de la querella presentada por los familiares del disidente.

Así lo ha manifestado el letrado en una rueda de prensa celebrada este mediodía en la sede de la Fundación Hispano Cubana en Madrid, en la que ha estado acompañado por la viuda de Oswaldo Payá, Ofelia Acevedo.

No obstante, Andújar ha precisado que se deben seguir los trámites que marca la Ley y ha señalado que primero habrá que estudiar el auto del magistrado de la Audiencia Nacional con su pronunciamiento sobre el recurso de reforma que ya ha sido presentado. «El tema no está ni mucho menos muerto jurídicamente», ha indicado, al tiempo que ha recordado que todavía no hay ni una resolución «firme» ni «definitiva».

En relación con el informe que elaboró la Fiscalía, Andújar ha opinado que «no es especialmente duro», sino que se trata de una contestación «técnica» que, a su juicio, «hace hincapié» en la sentencia del tribunal cubano que condenó al dirigente de Nuevas Generaciones del PP de Madrid Ángel Carromero como responsable del accidente de tráfico que acabó con la vida de Payá el 22 de julio de 2012. Para el abogado, es «excesivamente simple» porque prácticamente se ciñe a lo ocurrido aquel día.

Dicho esto, ha recordado que su querella va «más allá», pues denuncia los delitos de lesa humanidad presuntamente cometidos por dos mandos del Ejército cubano –el teniente coronel Águilas y el coronel Llanes–. Por este motivo, Andújar ha defendido que «hay que leer la querella en toda su integridad» y de ahí sacar una «conclusión» porque, a su juicio, el delito de lesa humanidad existe y la competencia de la Audiencia Nacional es «incuestionable».

ATAQUE «SISTEMÁTICO»

Frente al hecho de que el magistrado de la Audiencia Nacional Eloy Velasco haya considerado que los hechos denunciados en la querella no son constitutivos de un delito de lesa humanidad, el abogado ha argumentado que no se denuncia un atentado contra Payá, sino un «ataque generalizado y sistemático» contra los miembros del Movimiento Cristiano de Liberación (MLC) por parte de la «autoridad cubana».

Además, ha añadido que la «conexión» con España es «objetiva» desde el momento en que Payá tenía la nacionalidad española y en el vehículo siniestrado viajaba Carromero.

Otro de los argumentos del juez Velasco es que el dirigente 'popular' fue juzgado en Cuba y que hubo un «reconocimiento explícito» del fallo por parte del Gobierno español. Sin embargo, para la defensa de la familia de Payá, «aquel juicio fue una absoluta farsa».

En concreto, Andújar ha defendido que durante el proceso se practicaron pruebas periciales que podrían ser «desmontadas» por una investigación en España. «Sólo queremos que se inicie la investigación», ha manifestado, para después insistir en que «esa persecución» que denuncian Carromero y la familia del disidente cubano, es «perfectamente investigable en España».

Asimismo, ha explicado que a Carromero se le fue marcando «lo que tenía que ir diciendo» cuando estuvo en Cuba y que hubiera sido «imposible» que hubiera contado otra «versión» en el juicio que no fuera la que le dictaron.

Según el abogado, el mensaje de texto que uno de los ocupantes del vehículo siniestrado envió desde su teléfono, en que decía «Ángel dice que alguien nos trató de sacar de la carretera», tiene una «importancia absoluta» porque «rompe» el argumento del juez de que la declaración de Carromero es «contradictoria».

«Contó lo que contó en el juicio cubano porque no le quedó otro remedio», ha insistido, al tiempo que ha criticado que el juez «se permite el lujo de valorar la declaración» de Carromero antes de abrir la investigación.

«AMPLÍSIMA» JURISPRUDENCIA

Por otra parte, ha explicado que existe una «amplísima» jurisprudencia en España sobre delitos de lesa humanidad, pero ha agregado que «tampoco» sería necesario ese apoyo, porque en la querella se habla de «hechos concretos», en su opinión, «perfectamente» definidos que se comenten «en un contexto de sistemática persecución». No necesita tampoco un refrendo jurisdiccional», ha aseverado.

Andújar ha explicado también que el juez Velasco sostiene en su auto que no quiere «cuestionar» la política «interna» del Gobierno cubano y ha subrayado que «si se trata de delitos», el magistrado debería incluso «perseguirla». Así, ha insistido que la investigación sería «más rigurosa y más imparcial» que la que se realizó en Cuba. «Si se deduce de ella que no hay causa, pararemos», ha asegurado.

PREGUNTAR AL GOBIERNO

Durante la conferencia de prensa también ha intervenido la viuda de Payá, quien ha asegurado que no se ha entrevistado con «nadie» del Gobierno español y que habría que preguntarle al Ejecutivo el porqué de que no le haya otorgado su apoyo expreso.

«Hay que preguntárselo al Gobierno español», ha contestado Acevedo, al ser preguntada sobre qué motivos cree que tendría el Ejecutivo para no posicionarse a su lado de una manera más visible.

«Yo no he visto a nadie del Gobierno español como tal», ha asegurado, para después concretar que sí ha recibido el apoyo expreso del expresidente José María Aznar, de la presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, del portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran i Lleida, o de la líder de UPyD, Rosa Díez, entre otros, a quienes ha agradecido su compromiso.

Así, Ofelia Acevedo ha indicado que el «único apoyo» recibido por parte del Ejecutivo de Mariano Rajoy ha sido la noticia de la concesión de la nacionalidad española a su familia, hecho que, según ha relatado, le «sorprendió» y que había iniciado ya Oswaldo Payá para lograr la «seguridad» de toda la familia.

En relación con el accidente, que ella define como un «ataque» del Gobierno cubano, ha afirmado que la versión ofrecida por La Habana «no se sostiene» y es «ridícula». En esta línea, ha insistido en que, a día de hoy, no ha sido «realmente informada de lo que pasó ese día» y en que se enteró de lo ocurrido según el Gobierno de Cuba «como todos los cubanos, a la semana, en el televisor».

Finalmente, la viuda de Oswaldo Payá se ha referido al juicio que se siguió en la isla contra Ángel Carromero y ha explicado que «nadie» se podía acercar a menos de 500 metros de un tribunal que fue «tomado por la policía y el ejército». «Parecía que el juicio era a un criminal, a un miembro de Al Qaeda», ha sentenciado.