Quantcast

La Fiscalía de Barcelona alerta de un aumento de agresiones de 'skinheads' y grupos de ultraderecha

BARCELONA, 14 (EUROPA PRESS)

El Servicio de Delitos de Odio y Discriminación de la Fiscalía Provincial de Barcelona ha alertado de un aumento en 2012 de las agresiones de grupos de 'skinheads' y de ideología de ultraderecha contra «víctimas escogidas por su origen, raza, etnia o ideología», recoge la Memoria anual a la que ha tenido acceso este lunes Europa Press.

Según este informe coordinado por el fiscal Miguel Aguilar, se ha detectado «un mayor número de agresiones físicas» producidas por grupos de ultraderecha, por lo que la Fiscalía ha recomendado incrementar la formación acerca de estos grupos, particularmente cuando actúan por tramas organizadas, han publicado 'El Periódico' y 'El Mundo'.

La memoria también informa de que el número de procedimientos judiciales coordinados por este servicio ha aumentado «sensiblemente» respecto al 2011 –de 106 se ha pasado a 120–, aunque la Fiscalía ha precisado que es difícil saber si se debe a un incremento real del número de hechos delictivos o a un aumento de las denuncias.

Respecto a los hechos delictivos motivados por el odio y la discriminación sobre los que se ha presentado denuncia ante los Mossos d'Esquadra, destacan los relacionados con el origen nacional, racial y la etnia, con 116 denuncias en 2012, que representan el 51,3% del total.

En menor medida, destacan 54 denuncias por discriminación por orientación política –el 23,89%– y 34 por homofobia, que son el 15% del total de denuncias.

El Barcelonès, con 80; el Vallès Occidental, con 32, y el Baix Llobregat, con 12 denuncias son las comarcas donde se han denunciado más hechos delictivos de odio y discriminación, con un total de 226 en toda Cataluña, unas cifras parecidas a las de 2011.

DELITOS POR INTERNET

La Fiscalía ha destacado el aumento de los delitos de provocación al odio, violencia y discriminación que se realizan a través de Internet y redes sociales, plataformas desde las que se difunden ideas, fotografías, vídeos y música que «justifican el genocidio» y fomentan odio entre culturas y formas de pensar.

También ha recordado que, para gestionar los delitos, «carece de un sistema informático en la administración de justicia» que permita conocer el número de asuntos tramitados en juzgados y fiscalías, y hacer un seguimiento de cada procedimiento desde el momento en el que se presenta la denuncia.

«Este servicio sigue obteniendo los pocos datos que ofrecemos a juzgados y tribunales de una manera artesanal y rudimentaria», ha indicado, lo que considera incompatible con un sistema serio y moderno de obtención, clasificación y tratamiento de datos.