Quantcast

Toro de la Vega 2013: David Rodríguez Mata, el verdugo de Vulcano

Vulcano ha muerto esta mañana en la tradicional fiesta del Toro de la Vega de Tordesillas, en la que competían 50 lanceros a pie y a caballo. Finalmente su verdugo ha sido el joven David Rodríguez Mata, de 33 años y vecino del pueblo. Otro joven, Álvaro Martín, reclamaba también la autoría de la muerte del astado, argumentando que cuando alanceaba al toro tuvo que auxiliar a un fotógrafo madrileño de France Press, por cierto, herido grave por una cornada. Pero el Ayuntamiento ha deliberado y ha coronado a David como nuevo héroe.

La fiesta, además de protestada, ha sido un tanto accidentada, como decimos. Ha habido hasta siete heridos, entre ellos un menor -ya está la polémica servida-, y el citado fotógrafo, el más grave, al ser empitonado en el muslo derecho. Antitaurinos han intentado impedir el desenlace fatal de Vulcano colocando clavos en el suelo, lo que ha hecho que se hayan tenido que reforzar las medidas de seguridad en todo el recorrido. Según ha relatado a Qué.es el vecino de Olmedo Joaquín Junqueras, aficionado a la fiesta, días atrás «ya habían destrozado la nave de un hombre de este pueblo que fabrica las lanzas». Y el domingo, según cuenta, «hasta abrieron los corrales dejando 20 toros sueltos que casi salen a la autovía», afirma.

Vulcano, que fue soltado a campo abierto a las 11:00 horas, sólo podía salvarse si rebasaba los límites de lo que los mozos consideraban
campo de torneo. Era raro que fuera indultado. En toda la historia de esta
tradición de cuatro siglos sólo ha ocurrido dos veces. Vulcano estaba abocado a morir. El destino quiso que fuera él y no Langosto, el elegido en primera instancia y que causó baja por choque con otro astado, el que muriera alanceado por los mozos de Tordesillas. D.E.P.

La celebración de esta nueva edición del Toro de la Vega coincide con la presentación en el Congreso de los Diputados de 85.000 firmas recogidas por representantes del Partido Animalista (PACMA) durante la campaña 'Rompe una Lanza' para la abolición del festejo.