Quantcast

El Pentágono moviliza a sus buques de guerra ante un eventual ataque a Siria

En caso de que Obama participe en dicha reunión, como parece probable, se
trataría del primer encuentro de alto nivel desde el ataque. Pese a ello,
fuentes oficiales han indicado que es posible que la misma se cierre sin una
decisión final al respecto
.

El anuncio de la reunión ha llegado poco después de que el secretario de
Defensa de Estados Unidos, Chuck Hagel, haya sugerido la posibilidad de que
Washington esté posicionando sus fuerzas navales de cara a la decisión que tome
Obama sobre un ataque militar contra Siria en respuesta a dicho ataque. También
este viernes, una fuente de Defensa ha anunciado que la Marina estadounidense
aumentará su presencia en el Mediterráneo con el despliegue de un cuarto barco
de guerra
debido a la situación que atraviesa el país árabe.

El barco implicado es el 'USS Mahan', que había finalizado su despliegue y
debía regresar a su basa en Norfolk, en el estado de Virginia. Sin embargo, el
comandante de la Sexta
Flota ha decidido mantener el barco en la región. «El
Departamento de Defensa tiene la responsabilidad de facilitar al presidente las
opciones para todas las contingencias. Esto requiere posicionar nuestras
fuerzas, nuestras herramientas, para ser capaces de llevar a cabo estas
opciones, sea cual sea la que elija»
, ha sostenido Hagel.

Pese a ello, ha rechazado que sea correcto informar sobre un movimiento de
fichas por parte de Estados Unidos. «No creo haber dicho eso. He dicho que
siempre tenemos que estar preparados y que tenemos que preparar nuestras
capacidades para llevar a cabo las opciones que le damos al presidente»,
ha resaltado.

Por otra parte, Hagel ha indicado que la comunidad internacional ha
reaccionado rápidamente para esclarecer lo ocurrido en el presunto ataque
químico, al tiempo que ha advertido que si las fuerzas gubernamentales
hicieron uso de dicho armamento, ello podría significar «que habrá
otro»
. «Se ha de hacer una valoración muy rápida de lo que hizo y
emitir una respuesta apropiada dentro de un marco temporal de acción
responsable», ha puntualizado, si bien ha rechazado especificar dicho
marco.

Respecto a la posibilidad de una acción unilateral, Hagel ha recalcado que
Washington nunca abandonará su derecho soberano a actuar, pero ha puntualizado
que la situación que atraviesa Siria es un problema internacional. «Creo
que la comunidad internacional debe actuar y actuará de forma coordinada ante
este tipo de problemas», ha valorado. «Si la Inteligencia y las
pruebas determinan que se hizo uso de armas químicas, no es sólo problema de
Estados Unidos. Es un problema de la comunidad internacional»
, ha
remachado.