Quantcast

Dos ministros japoneses visitan el controvertido santuario de Yasukuni

La visita la realizaron a primera hora de la mañana el titular de Interior y Comunicación, Yoshitaka Shindo, y el responsable de la cartera que trata los secuestros de ciudadanos nipones por Corea del Norte, Keiji Furuya, informó la agencia de noticias Kyodo.

El ministro Shindo aseguró que su visita se produjo con “carácter privado”, al margen de sus funciones públicas, y que por ello no lo consultó con el primer ministro, Shinzo Abe, que días antes aseguró que no animaría o impediría a sus ministros visitar el santuario tokiota si así lo deseaban.

A pesar de que no se espera que Abe acuda hoy a honrar a los caídos en el santuario, el primer ministro procedió a enviar una ofrenda a modo de ritual, añadió Kyodo.

Según los medios locales, Abe ha decidido abstenerse de visitar Yasukuni para no empeorar las ya de por sí complicadas relaciones con China y Corea del Sur, empeoradas por las disputas territoriales por la soberanía de las islas Dokdo/Takeshima y Senkaku/Diaoyu, y unidas a las históricas tiranteces de la etapa colonial japonesa.

Las visitas de miembros del Gobierno japonés a Yasukuni, ubicado en el centro de Tokio, y que rinde homenaje a los millones de caídos durante conflictos armados entre 1853 y 1945 y a 14 notorios criminales de la II Guerra Mundial, provoca cada año la airada protesta de los países brutalmente colonizados por Japón durante el siglo XX.