Quantcast
miércoles, 25 mayo 2022 9:06

El informe sobre el dopaje en Alemania desata peticiones una nueva ley

BERLÍN (Reuters) – Un informe alemán sobre el uso de sustancias prohibidas desde 1950 ha generado una tormenta de reacciones y nuevos llamamientos para que se apruebe una ley nacional antidopaje.

El informe habla de dopaje sistemático en muchos deportes durante décadas, recordando al programa de dopaje semiestatal que tuvo lugar en la República Democrática Alemana (RDA) durante la Guerra Fría.

«Necesitamos una ley sobre el dopaje en este país», dijo a los periodistas el martes Clemens Prokop, responsable de la Federación de Atletismo. «También hemos de extender el estatuto que limita el periodo para castigar a los culpables de dopaje para ampliarlo desde los ocho años actuales».

El informe, realizado por el Instituto Federal de Ciencias para el Deporte a petición de la Confederación de Deportes Olímpicos de Alemania (DOSB), fue publicado el lunes bajo presión tras una filtración en los medios el fin de semana, después de haber sido mantenido en secreto durante meses.

Cuenta en detalle cómo en torno a los años 70, Alemania Occidental estaba activamente inmersa en experimentar con sustancias que mejoran el rendimiento, como esteroides anabolizantes, testosterona, anfetaminas y EPO, en programas financiados con el dinero del contribuyente.

Las sustancias que se creía mejoraban el rendimiento se usaron luego en muchos deportes, dijo. Una controvertida inyección distribuida ampliamente entre los atletas de la República Federal Alemana (RFA) durante los Juegos Olímpicos de 1976 fue el primer escándalo de dopaje de la Alemania moderna.

El informe, dirigido por la Universidad berlinesa de Humboldt y la de Münster, también plantea dudas sobre si algunos futbolistas alemanes tomaban sustancias prohibidas en el Mundial de 1966 en Inglaterra ya que, citando un documento de la FIFA del mismo año, tres jugadores mostraron trazas de efedrina. La efedrina se usaba como descongestionante pero también como estimulante.

NOMBRES

El informe se completó en abril, pero su contenido no había sido hecho público oficialmente con anterioridad. Los nombres no aparecen en la versión hecha pública el lunes, algo que muchas personas, entre ellos atletas, responsables oficiales y políticos, criticaron.

«Es un pequeño problema que haya una versión corta que ha sido publicada y que los nombres no se hayan conocido», dijo Prokop en una entrevista con Reuters Television.

«Parece que hay una versión más larga y creo que debería ser publicada ahora. Los nombres tienen que aparecer para que la suspicacia general hacia los deportistas en los 70 y 80 que consiguieron sus resultados con legalidad y ahora son tratados con sospechas se levante».

El informe dijo que el dopaje no se limitó a uno o dos deportes, sino que muchos deportistas diferentes usaron sustancias prohibidas, y que los futbolistas recibían anfetaminas desde 1949.

Antes e incluso después de que las dos Alemanias se reunificaran en 1990, la RDA era considerada un país que usaba el dopaje con apoyo estatal para reforzar su posición en el mundo a través de su éxito en el deporte. Sin embargo, la RFA nunca fue sospechosa de dopaje sistemático patrocinado por el Estado, sino un país con casos individuales de dopaje.

«Los resultados del estudio son, a primera vista, impactantes. Muestran que en Alemania Occidental había una alianza que promocionó el dopaje, sobre todo los principales representantes del deporte, y que la investigación tuvo apoyo estatal», dijo Prokop.

El excampeón de Europa de salto de altura Carlo Thraenhardt, que compitió para Alemania Occidental en los años 70 y 80, dijo del informe: «Lo primero de todo estoy sorprendido y frustrado de algún modo porque se quiere combatir el dopaje. Haría mucho más estrictas las sanciones ahora. Al final del día, es corrupción lo que hace esta gente».

«Había rumores», dijo a Reuters TV. «Éramos conscientes de que en la entonces República Democrática Alemana había dopaje generalizado. Todo esto después se confirmó».

/Por Karolos Grohmann/