Quantcast

La Xunta, «orgullosa» de la gestión del accidente del Alvia

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, ha afirmado que está «orgulloso» de la coordinación del dispositivo de emergencias tras el accidente ferroviario, frente a las críticas de la oposición que ha cuestionado la descoordinación, demoras y falta de medios. En su comparecencia a petición propia ante una comisión del Parlamento de Galicia, Rueda ha ensalzado la labor de los «más de tres mil profesionales» que colaboraron en las labores de asistencia a las víctimas del descarrilamiento del tren Alvia Madrid-Ferrol ocurrido al anochecer del pasado 24 de julio en las proximidades de Santiago de Compostela.

«La primera ambulancia acudió a los once minutos», ha explicado Rueda, quien ha destacado que un total de sesenta que llegaron a la zona lograron evacuar a las víctimas y «en tres horas todos los heridos estaban evacuados» a centros hospitalarios. Rueda ha reconocido que «por supuesto» ante esos accidentes «las cosas se pueden hacer mejor» y hasta puede ser necesario «repasar los protocolos» de actuación, pero ha rechazado implícitamente las críticas de la oposición a eventuales deficiencias en el operativo. En ese sentido, ha afirmado que dos helicópteros que podrían haber acudido no lo hicieron debido a «la hora de siniestro», a las «dificultades para aterrizar» en la zona y al hecho de la «proximidad de centros hospitalarios», a los que resultaba más accesible el transporte terrestre en ambulancia.

Según el vicepresidente del Gobierno autonómico gallego, esos helicópteros para transportar heridos «a las 10 de la noche no pueden volar», y además «uno de ellos tenía una avería». Diputados de los partidos de oposición PSdeG, AGE y BNG han coincidido en reprochar la falta de coordinación y hasta el «caos» en la zona del siniestro y las deficiencias en el dispositivo de emergencias, que han atribuido en parte a los recortes presupuestarios en el sector público.

«Mando único»

Representantes de PSdeG, AGE y BNG han coincidido en cuestionar la demora en la constitución de un «mando único» en el lugar del accidente; han denunciado las «mentiras» de Rueda y han reclamado unánimemente una comisión de investigación para evitar que se repita esa situación en caso de otra tragedia. La diputada del PSdeG Beatriz Sestayo ha pedido a Rueda «más humildad y menos soberbia» y ha criticado que el director de Emergencias de la Xunta , Santiago Villanueva, «no estuvo a la altura del pueblo gallego».

La representante de AGE, Yolanda Díaz, ha denunciado la «improvisación absoluta de parte del señor Villanueva», del que ha dicho, su partido se reserva la posibilidad de pedir su dimisión.

Díaz se ha preguntado qué hubiera sucedido si, en lugar de ocurrir la tragedia la víspera de una festividad autonómica en la que Santiago de Compostela acoge una amplio dispositivo, eso hubiera pasado en otro lugar y en otra fecha. También la diputada del BNG Tereixa Paz ha acusado a Rueda de «mentir descaradamente», y respecto de los helicópteros, ha indicado que un informe del servicio de Emergencias de la Xunta asegura que uno de ellos «no pudo llegar por la niebla y que el otro «no pudo salir por avería». La diputada del PPdeG Paula Prado ha defendido el dispositivo y ha advertido de que extrapolar sobre lo que sucedería en caso de un hipotético accidente en otro lugar y en otra fecha sería «elucubrar»