Quantcast

Protestas 'anti-papa'

Las fuerzas de seguridad de la localidad brasileña de Río de Janeiro se han enfrentado con un grupo de manifestantes frente al palacio Guanabara, sede del Gobierno local, poco después de la salida del recinto del Papa Francisco, que ha dado en él su primer discurso tras su llegada al país sudamericano.

En base a las primeras informaciones, recogidas por el diario brasileño 'Folha de Sao Paulo', algunos de los manifestantes han lanzado latas y botellas contra los agentes, que han respondido con el uso de gases lacrimógenos.

La Policía ha anunciado además la detención de un manifestante bajo la acusación de haber lanzado un cóctel molotov. Por su parte, varios testigos han afirmado que algunos agentes se han infiltrado en la protesta para reventar la manifestación.

En el marco de la misma, alrededor de veinte integrantes del grupo 'Bloque Negro', de tendencia anarquista, han incendiado un muñeco que representaba al gobernador del estado, Sergio Cabral. Asimismo, un grupo de mujeres ha participado en la manifestación para solicitar un estado «laico» y la mejora de sus derechos civiles. «Estamos a favor del estado laico. Somos libres y, por ello, hacemos esta intervención», han sostenido.