Quantcast

Di Stefano: «Si no me quieren mis hijos, ¿quién me va a querer?»

«Si puedo sí». Así contestaba Alfredo Di Stéfano en 'El programa del verano' de Telecinco a la pregunta de si le gustaría casarse. Sin pronunciar en ningún momento el nombre de Gina González, el legendario futbolista ha vuelto a plantear la posibilidad de comprometerse.

Visiblemente más débil, el astro del fútbol, de 86 años, recibía al equipo de 'El Programa de AR', en la terraza del chalé de su hija, donde lleva viviendo después de que su familia solicitase vía judicial su incapacidad. Un sorpresivo anuncio de boda que no gustó nada a sus hijos y que acabó con Di Stefano, en Valencia, a más de 300 kilómetros de distancia de su 'amor'.

El Presidente de Honor del Real Madrid Dice que está recuperándose pero que, en general, está muy bien y sólo vive momentos buenos. Sobre el trato que recibe de parte de sus hijos ha añadido: «Si no me quieren mis hijos, ¿quién me va a querer? A ver quién me cuida a mí?» Unas declaraciones que comprometen las palabras de Gina que hace un mes aseguró que Di Stéfano estaba en Valencia en contra de su voluntad porque sus hijos no iban a permitir que la pareja continuase teniendo contacto. Un nuevo capítulo de un culebrón que aún dará mucho de qué hablra.