Quantcast

Más huellas dactilares en la escena del crimen

Un equipo de investigadores ha desarrollado una tecnología que permite encontrar más huellas dactilares, y con mayor calidad, siempre que estas se dejen sobre metales. Para hacerlo han creado un polímero que se pega a la superficie metálica pero no a los residuos que dejan los dedos, y que además es fluorescente.

«Esta aproximación es complementaria a los métodos de mejora de huellas dactilares latentes que hacen uso de reacciones químicas o físicas con los residuos de la huella», explican los investigadores en un artículo, publicado en la revista Faraday Discussions. «Y tiene como ventajas la sensibilidad y, si se usa un polímero adecuado, la optimización del contraste visual».

Su tecnología, por tanto, permite encontrar huellas dactilares útiles donde otros métodos solo son capaces de encontrar restos parciales o poco definidos. Los residuos que dejan los dedos y que se convierten en una huella dactilar tienen la propiedad de ser menos conductores de electricidad que el metal. Si éste no se limpia adecuadamente, pueden quedar los suficientes como para que uno de los polímeros desarrollados por estos investigadores sean capaces de sacarlos a la luz.

Por como funciona esta nueva tecnología las huellas se muestran visualmente invertidas. No destacan los residuos, sino la parte metálica que los rodea. Además, al combinar dos técnicas distintas ?la de que el polímero se pegue al metal y la fluorescencia? se consiguen imágenes más definidas y contrastadas que puedan servir para identificar a la persona que puso ahí los dedos.

De momento esta tecnología está en fase experimental y, según sus creadores, todavía no se han probado en situaciones reales, donde los residuos que forman las huellas pueden ser más variados, o estar en peores condiciones de conservación.