Quantcast

Chaves defiende la inocencia de Magdalena Álvarez

El expresidente de la Junta de Andalucía Manuel Chaves ha defendido este martes la inocencia de la exministra de Fomento Magdalena Álvarez, imputada en el caso de los ERE, y ha dudado de que la juez Mercedes Alaya cite también al actual jefe del Ejecutivo, José Antonio Griñán. Chaves era presidente de la Junta andaluza cuando Álvarez era consejera de Economía y Hacienda, cargo en el que la sustituyó Griñán, en el año 2004, cuando ella fue nombrada ministra de Fomento del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

En declaraciones a los medios en los pasillos del Congreso, Chaves ha subrayado que la imputación «no significa absolutamente nada» ni tiene «ninguna implicación». «Yo estoy convencido de que cuando fue consejera de Hacienda no tuvo absolutamente nada que ver con el tema de los ERE», ha sentenciado. Según ha dicho, no cree que la juez impute también a Griñán, que sustituyó a Álvarez en 2004 al frente de la Consejería de Economía y Hacienda. «No lo creo», se ha limitado a responder al ser preguntado si creía que el actual presidente de la Junta será llamado a declarar como imputado.

En cualquier caso, ha reconocido que se acababa de enterar de la imputación de Álvarez y que no conocía las razones de la misma, por lo que ha precisado que «para tener una opinión un poquito más a fondo» tenía que esperar a saber los motivos de esta decisión judicial. «Me imagino que será porque ha sido consejera de Hacienda», ha indicado.

La respuesta de la Junta

Por su parte, el portavoz del Gobierno andaluz, Miguel Angel Vázquez, ha señalado que el Ejecutivo autonómico mantiene la «prudencia» ante el nuevo auto. A preguntas de los periodistas en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, Vázquez no ha querido valorar el auto por «desconocer» en ese momento la totalidad del mismo así como sus argumentos judiciales pero sí ha apelado al «respeto a la presunción de inocencia» de quienes son o «han sido servidores públicos» y que han realizado «una buena gestión defendiendo hasta el último céntimo de euros público».

Además, el portavoz del Gobierno andaluz ha querido aclarar que la de imputado es una «figura judicial» para que la persona llamada a declarar «vaya acompañada de un letrado». Es decir, que «imputado no significa ni acusado, ni procesado ni condenado».

Respecto absoluto por parte del PSOE

Después la portavoz del Grupo Parlamentario Socialista en el Congreso de los Diputados, Soraya Rodríguez, ha expresado el «respeto absoluto» de su partido a la decisión de la juez. En este sentido, ha subrayado que la Junta de Andalucía ha estado «colaborando de verdad» con la Justicia en este caso «desde el principio» y que lo que desea el PSOE es que «se llegue cuanto antes a finalizar la instrucción, que se conozca lo que pasó y que puedan conocerse y solventarse todas las responsabilidades».