Quantcast

CCOO denuncia la utilización del becario "como mano de obra sin derechos"

Bilbao, 24 nov (EFE).- CCOO ha rechazado hoy la utilización del becario en las empresas "como mano de obra gratuita y sin derechos" y ha anunciado que no permitirá "que siga aumentando esta forma de empleo cualificado y sumergido, ni que jóvenes sin contrato pasen jornadas completas trabajando por apenas 400 euros al mes".

Así lo ha afirmado hoy en Bilbao Mikel Paños, responsable de Juventud de CCOO Euskadi, en la presentación de la campaña "Apadrina un becario", con la que la central pretende denunciar la situación que vive ese colectivo.

Paños ha subrayado especialmente la situación de "desregulación" que sufren tres colectivos: los becarios titulados, que han finalizado su periodo formativo y están plenamente capacitados para acceder al mercado de trabajo; las prácticas y becas ofrecidas unilateralmente por las empresas sin mediación de ente educativo alguno; y los becarios de las administraciones públicas, que tampoco están acogidos a ninguna legislación.

"El cambio de modelo productivo del que tanto se habla últimamente pasa inevitablemente por permitir el acceso al mercado de trabajo de estos jóvenes en situaciones de calidad", ha asegurado Paños.

El representante de CCOO ha recalcado que esta central "siempre ha defendido la conexión del sistema educativo con el productivo, pero no a cualquier precio. Las prácticas -ha subrayado- deben ser estrictamente formativas y destinadas a estudiantes".

Según CCOO, el número de becarios en el conjunto de España ronda anualmente los 200.000 en todos los sectores productivos, y alrededor de 10.000 en el País Vasco.

Algunas grandes empresas públicas y privadas, según el sindicato, "tienen en sus departamentos hasta un 25% de becarios, lo que evidencia que no están allí para insertarse sino para ser sustituidos por nuevos becarios".

CCOO ha calculado que contratar a los 200.000 becarios supondría en un año un coste más de 1.200 millones de euros para las empresas privadas, y alrededor de 50 millones para la Administración Pública.

"Esta generación -ha subrayado Paños-, la más formada de la historia de nuestro país, retrasa su emancipación porque se la maltrata en el mercado de trabajo".

La campaña "Apadrina un becario" tratará de informar a los propios afectados "para que puedan defender la legalidad de las relaciones laborales, evitando los perjuicios que supone una beca fraudulenta para el propio becario, pero también para los trabajadores, ya que ésta utilización destruye empleo y tira a la baja las condiciones de trabajo del resto". EFE

TT