Quantcast

Trinitat Vella quiere situarse en el mapa de Barcelona

Los vecinos de Trinitat Vella quieren que el futuro derribo de la cárcel para jóvenes que hay en el barrio sea un punto de inflexión para la zona. El distrito organizó un referéndum para que los vecinos tuvieran la oportunidad de expresar sus ideas sobre qué hacer con los terrenos
que queden libres, y la principal petición vecinal fue levantar un
equipamiento que sea interés para todos los ciudadanos de Barcelona. «Ahora lo que toca es pensar qué tipo de equipamiento puede reunir estas características, para que gente de toda la ciudad se acerque al barrio», explicó la regidora del distrito de Sant Andreu, Gemma Mumbrú.

Otras de las peticiones que expresaron los vecinos fue la de crear una
plaza que una ambas partes del barrio, actualmente comunicado de forma
deficitaria.

Los vecinos también pidieron que se construyan equipamientos educativos: guarderías, escuelas y centros para ancianos.
Entidades vecinales y técnicos municipales han constituido una comisión
para realizar estudios para complementar las propuestas. En marzo o
abril del año que viene se darán a conocer las conclusiones y se
explicarán las peticiones vecinales que se han aprobado.

Además de los equipamientos solicitados por los vecinos y aprobados por
la comisión, también se aprovechará el terreno libre para levantar
viviendas de protección oficial.