Quantcast

Sergio: "Estoy encantado de estar aquí y espero adaptarme rápido"

Pamplona, 20 nov (EFE).- Sergio Fernández, presentado hoy como nuevo jugador de Osasuna para lo que resta de temporada, ha manifestado que está "encantado" de recalar en el club pamplonés, al que espera adaptarse "rápido", después de la situación que estaba sufriendo en el Zaragoza, su equipo de origen.

El defensa central asturiano ha admitido "problemas" con el entrenador del Zaragoza, Marcelino García Toral, y ha expresado su satisfacción por tener una nueva oportunidad, además en Primera División, si bien en el actual colista de la categoría.

"Después de la situación que estaba viviendo, lógicamente buscaba una salida cuanto antes. No esperaba que fuera tan rápido y desgraciadamente es por la lesión de un compañero", ha dicho Sergio en alusión a la vacante dejada por el brasileño Roversio Rodrigues, cuya baja de larga duración por una grave lesión ha permitido a Osasuna contratar en periodo inhábil.

"Miraba más el mercado de invierno, pero ha surgido esta posibilidad. Estoy encantado de estar aquí y espero poder demostrar lo que hasta ahora. Llevo mucho tiempo en Primera y ojalá me pueda adaptar lo más rápido posible y entre todos salir de la situación en la que está Osasuna", ha comentado durante su presentación en el estadio Reyno de Navarra.

Sergio ha preferido no profundizar con los problemas con Marcelino: "Hemos tenido nuestros problemas y nuestras discusiones. Él en un momento dado decidió no contar con mis servicios y me lo dejó claro. Quería seguir jugando y he buscado una salida. Ésta es la oportunidad que se me brinda y espero poder demostrar por qué han confiado en mí".

El jugador asturiano está convencido de la salvación de Osasuna: "Es una situación muy difícil, pero pienso que hay jugadores y equipo para poder salir de ella y con esa idea vengo".

"Si no pensara así, no vendría, tampoco me quiero suicidar. Hay tiempo y no hay que bajar los brazos, porque Osasuna tiene equipo de sobra para estar en Primera División", ha dicho.

Curiosamente, Sergio ha descendido con los tres equipos en los que ha estado: Sporting, Celta y Zaragoza, hecho al que no quiere buscar ninguna similitud con la actual situación de Osasuna.

"No sé si hay similitudes. Lo importante es no pensar en el descenso, porque sería de locos. Simplemente hay que pensar en ganar al Almería e ir partido a partido. Hay que ser positivos y pensar que tenemos las armas suficientes para ganar el próximo partido", ha observado.

Se ha mostrado "convencido" de acoplarse rápido, aunque ha admitido que no tiene el ritmo ideal por la falta de partidos oficiales: "En el Zaragoza me he entrenado al cien por cien pensando que jugaría el domingo, sabiendo que no lo iba a hacer, pero vengo lo mejor posible para cómo estaba en el Zaragoza".

Sergio Fernández, de 31 años, es un central alto (1,91 metros) de las condiciones que quería José Antonio Camacho, técnico osasunista, y que ha firmado hasta el 30 de junio del 2009, con otra temporada apalabrada si juega el 50 por ciento de los encuentros oficiales y si el equipo permanece en Primera División.

El jugador asturiano ha venido a Pamplona con la carta de libertad y se le ha fijado una cláusula de rescisión de 3 millones de euros. EFE

fz jue-20-nov-2008 20:02