Quantcast

Apelan a la implicación del hombre en la emancipación de la mujer gitana

Granada, 20 nov (EFE).- Representantes sociales e institucionales han apelado hoy a la implicación del hombre gitano en la incorporación y emancipación plena de las mujeres de esta etnia, al considerar imprescindible su participación en este "paso trascendental".

Así se ha puesto de manifiesto durante la inauguración en Granada del Encuentro Andaluz de Mujeres Gitanas, que analiza el papel de este colectivo en el siglo XXI.

La emancipación plena de las mujeres "tiene que llegar también de la mano de los varones", ha sostenido la consejera para la Igualdad y Bienestar Social, Micaela Navarro.

"Las mujeres gitanas no pueden estar esperando a que los hombres les den permiso", ha agregado Navarro, para quien los varones deben ser conscientes de que también ellos tienen que modificar costumbres y conductas diarias propias del colectivo gitano para que la situación de ellas en cuanto a su integración en la sociedad cambie.

Navarro, para quien ninguna tradición cultural debe ir en contra del desarrollo personal o la incorporación social y laboral, ha citado de entre las costumbres del pueblo gitano con las que habría que acabar la de que las niñas dejen de ir al colegio a partir de los 12 años.

Colectivos gitanos han admitido que siguen asumiendo determinadas costumbres ligadas a su cultura que impiden o dificultan en el día a día la participación social de las gitanas en igualdad de condiciones con respecto al resto de las mujeres.

En el encuentro, en el que participa la Federación Andaluza de Mujeres Gitanas (FAKALI), se ha puesto de manifiesto no obstante el avance que se ha producido en los últimos años en cuanto a la presencia de las mujeres gitanas en todos los ámbitos de la vida pública.

La puesta en marcha de programas europeos entre este colectivo ha permitido además en los últimos tiempos la formación laboral de más de un centenar de mujeres gitanas residentes en la comunidad andaluza.

La consejera ha garantizado el respaldo y apoyo institucional a las mujeres gitanas en su progresiva incorporación y emancipación social, aunque no bajo la tutela de la administración.

"No se puede tutelar a ningún colectivo porque si no, tarde o temprano, terminan perdiéndose en el camino", ha manifestado.

La colaboración de la administración, ha dicho, irá dirigida a reforzar las costumbres gitanas que benefician al colectivo y a erradicar poco a poco, con la ayuda de las asociaciones, las que dificultan el desarrollo personal y laboral de esta población.

Las jornadas se completarán esta tarde con la entrega de los Premios Andaluz Gitano, que distingue a personas, entidades o instituciones que han destacado en la promoción social y cultural de este colectivo.

Entre los galardonados figura la Asociación de Mujeres Gitanas Romí, surgida en 1990 como la primera asociación femenina gitana en España. EFE

bol/jrr/mlb