Quantcast

La OTAN está "al principio de una reflexión" para solucionar la piratería

Bruselas, 19 nov (EFE).- La OTAN está "al principio de una reflexión", junto a otras organizaciones internacionales, para buscar soluciones al problema de la seguridad marítima global, aseguró hoy el presidente del Comité Militar aliado, almirante Giampaolo Di Paola.

"A nadie se le escapa que el ochenta o noventa por ciento del comercio mundial se hace por mar, incluido el de energía, y con la emergencia del problema de la piratería en Somalia hay una conciencia creciente sobre el problema. Sólo estamos al principio de la reflexión", dijo el jefe del Estado Mayor de la Defensa italiano en rueda de prensa.

El fenómeno de la piratería, que en las últimas horas se ha recrudecido en el océano Índico, fue evocado hoy por el Comité Militar de la OTAN, máximo órgano militar de la Alianza, formado por los jefes de Estado Mayor de la Defensa de los veintiséis países miembros.

Al encuentro asistió por vez primera desde su nombramiento el nuevo Jefe del Estado Mayor de la Defensa español (JEMAD), general José Julio Rodríguez.

A la reunión acudieron también representantes militares de la Unión Europea (UE), encargados de la misión naval que previsiblemente se desplegará a mediados del próximo mes de diciembre, cuando acaba la de la OTAN.

Pese a este despliegue europeo, hay un debate en el seno de la Alianza sobre la posible continuación de su misión, explicó ayer el portavoz de la OTAN, James Appathurai.

La operación aliada está dividida en dos partes: una consistente en dar escolta a los barcos del Programa Mundial de Alimentos de la ONU y la otra es una patrulla de disuasión, pero no tiene entre sus atribuciones rescatar navíos ya secuestrados.

Los cuatro barcos aliados son de nacionalidad italiana, griega, turca y británica.

Por su parte, la que será la primera misión naval de la UE tendrá el encargo de "disuadir, prevenir y reprimir" la piratería en las costas de Somalia.

A pesar de los esfuerzos de la comunidad internacional, los piratas somalís han conseguido secuestrar cuatro embarcaciones en los últimos días, en lugares cada vez más alejados de sus refugios de las costas de Puntlandia, en el norte de Somalia.

El primero de ellos, el sábado pasado, fue el superpetrolero saudí "Sirius Star", el mayor buque capturado por estas bandas desde que iniciaron su actividad delictiva. EFE

met/acm