Quantcast

Saakashvili alerta que Europa puede sufrir más invasiones como la de Georgia

Valencia, 18 nov (EFE).- El presidente de Georgia, Mijail Saakashvili, ha reclamado hoy a las potencias europeas que no consideren la "invasión" de este país por parte de Rusia del pasado mes de agosto como un caso aislado, pues de lo contrario "toda Europa" podría llegar a sufrir "más georgias" y eso "no se puede permitir".

Saakashvili ha hecho estas afirmaciones durante su intervención en la jornada de clausura de la 54 Asamblea Parlamentaria de la OTAN en Valencia, donde su país acude como invitado y aspirante a entrar en la Alianza Atlántica.

El presidente georgiano, en el coloquio posterior a su intervención, ha tenido que responder en varias ocasiones a las opiniones de delegados de diferentes países -como Ucrania, Grecia o Francia-, contrarias en su mayoría a la respuesta militar que ofreció Georgia al conflicto ocurrido en agosto pasado en su frontera con Rusia.

Según Saakashvili, lo que ocurrió fue "la violación más flagrante y condenable del Derecho Internacional desde la Segunda Guerra Mundial", un Derecho que fue "asesinado" con la "invasión anunciada" rusa, una acción "premeditada, preparada diplomática y militarmente" por el Gobierno de Moscú "meses, incluso años antes" y que, incluso, fue cubierta por "cincuenta periodistas" de aquel país que estaban "esperando" la entrada de "tres mil tanques" rusos.

Ha pedido la "completa" aplicación del plan de pacificación de la zona propuesto por el presidente francés, Nicolás Sarkozy, "y no temporal", porque las soluciones diplomáticas a los problemas del siglo XXI "deben ser del siglo XXI, no del XIX".

Asimismo, ha denunciado la violación del alto en fuego en la zona -"Dios no lo quiera, pero eso podría desembocar en otro conflicto", ha alertado- y ha mostrado la disposición del Gobierno georgiano al debate y la negociación diplomáticos, aunque a su juicio deberán buscarse soluciones más innovadoras que las analizadas hasta ahora.

Preguntado por uno de los delegados sobre la razón por la que Georgia se ha negado a firmar una declaración de no violencia con la región de Osetia del Sur, Saakashvili ha ratificado su intención de no ratificar "nada que tenga en cuenta a las tropas rusas" y dé "más argumentos" para la intervención de este país.

El 8 de agosto pasado "tuve dos opciones: reaccionar o no hacerlo (…). No había elección, para bien o para mal, y la otra habría sido peor", poniendo en peligro a "miles" de personas que habrían quedado atrapadas en Osetia del Sur, ha dicho el presidente georgiano, quien además ha defendido el uso que hizo Georgia de sus recursos armamentísticos.

"Cumplimos con las obligaciones que se nos imponen" pero cuando la fuerza invasora es "doscientas veces superior" a la invadida, "usas lo que tienes a tu disposición y no esté prohibido", ha justificado ante la pregunta de otro delegado.

Según Mijail Saakashvili, "toda" la justificación de esa acción militar rusa se resume en los intereses energéticos y el deseo de Moscú de ampliar en los próximos años "el monopolio de sus suministros energéticos", ante lo cual se ha comprometido a que su país contribuirá a la seguridad europea y al abastecimiento energético del continente con proyectos que seguirán adelante pese al conflicto con Rusia.

En su intervención, en la que ha recordado los esfuerzos políticos hechos para democratizar un país que hace solo cuatro años presentaba altos niveles de corrupción, el mandatario ha reafirmado la intención de Georgia de ser "un aliado fiel" de la OTAN. EFE

cbr/jc/jrr