Quantcast

La OTAN explica que su misión no es abordar navíos secuestrados

Bruselas, 18 nov (EFE).- La OTAN explicó que su misión en Somalia no es para "abordar navíos ya secuestrados y liberar a sus tripulaciones", sino para disuadir a los piratas, algo que no pudo hacer en la toma del petrolero saudí porque ocurrió "a miles de millas" de sus patrullas.

En rueda de prensa, el portavoz aliado James Appathurai recalcó que ninguno de los cuatro barcos de la OTAN que patrullan y escoltan los transportes de ayuda humanitaria en aguas de Somalia "estuvo involucrado en el secuestro del petrolero saudí" el pasado domingo.

"Nuestros barcos no estaban en el área, si se ve donde ocurrió el secuestro está bastante lejos de donde la operación de la OTAN tiene lugar", aseguró.

El petrolero saudí fue secuestrado por piratas en el mar Arábigo, y después trasladado a las costas de Somalia.

El portavoz aliado reiteró que "la misión de la OTAN está dividida esencialmente en dos partes, una es dar escolta a los barcos del Programa Mundial de Alimentos (hasta ahora han escoltado 7.000 toneladas) y la otra es una patrulla de disuasión, que ya ha defendido a barcos de actos de piratería".

Los cuatro barcos de la OTAN son de nacionalidad italiana, griega, turca y británica, y su mandato, bajo el paraguas de la ONU, se extiende hasta mediados de diciembre.

Appathurai explicó que se estudiará una posible extensión de esta misión, pero también recordó que el mes que viene comienza el despliegue de la operación naval europea, que incluso será más amplia que la de la OTAN.

La Unión Europea aprobó el pasado día 10 la puesta en marcha de una misión naval para combatir la piratería en aguas próximas a Somalia, que comenzará a desplegarse a comienzos de diciembre con la participación de nueve países y entre 8 y 10 buques. EFE

met/jac