Quantcast

Declaran Brisbane zona catastrófica tras las tormentas que dejaron un muerto

Sídney (Australia), 18 nov (EFE).- Las autoridades australianas declararon anoche zona catastrófica la ciudad de Brisbane, capital del estado de Queensland, después de las tormentas que causaron un muerto y numerosos daños materiales el fin de semana pasado.

Las fuertes lluvias, el granizo y los vientos huracanados de hasta 130 kilómetros por hora derribaron 30 casas, dañaron otras 4.000, arrancaron árboles, destruyeron puentes y carreteras y cortaron las líneas de electricidad, dejando unos 10.000 domicilios sin energía eléctrica.

El primer ministro australiano, Kevin Rudd, sobrevoló hoy el área afectada en el mismo avión que le traía de vuelta desde Washington, donde el fin de semana participó en la reunión del G-20.

Rudd anunció unas ayudas económicas de 1.000 dólares australianos (unos 646 dólares estadounidenses) por adulto y unos 400 dólares australianos (259 dólares estadounidenses) por hijo dependiente para los hogares que han quedado destruidos.

La líder del Gobierno de Queensland, Anna Bligh, anunció el traslado al lugar afectado de unos 700 soldados y expertos en situaciones de emergencia.

Bligh añadió que unos 20 presos de bajo riesgo y 60 agentes de Policía ayudarán en las tareas de limpieza. EFE

mg/mgs/pg