Quantcast

Hasta al menos el 2017 no habrá ninguna mujer general en el Ejército español

Valencia, 16 nov (EFE).- Al menos hasta 2017 no habrá ninguna mujer general en las Fuerzas Armadas españolas, aunque la incorporación de las féminas al Ejército se produjo hace ya veinte años.

Las mujeres en el Ejército ha sido una de las cuestiones que hoy se han debatido en el seno de la 54 Asamblea Parlamentaria de la OTAN que desde ayer se celebra en Valencia, donde han intervenido el vicealmirante Javier Pery y la coordinadora del Observatorio de la Mujer en las Fuerzas Armadas, Belén Caballud.

Ésta última ha ofrecido datos sobre la evolución de la incorporación de la mujer en el Ejército y ha dicho, a preguntas de representantes de otros países, que no habrá ninguna mujer general hasta 2017, incluso "puede ser más tarde".

Pese a los veinte años de historia de la presencia femenina en las Fuerzas Armadas, la experiencia exigida para acceder al máximo puesto de carrera militar oscila entre los 20 y 25 años, según ha explicado Pery, quien ha recordado que todavía las mujeres militares no han completado esa parcela de oficio, pero "lo harán pronto".

No obstante, España sí es uno de los países pioneros en la puesta en marcha de medidas para garantizar la igualdad efectiva de hombres y mujeres en sus ejércitos y, así, Caballud ha explicado que las militares pueden acceder a todos los cuerpos y destinos.

Tanto es así que hay mujeres, en concreto 13, en algunos puestos donde en otros países no está permitido, como en los submarinos, tal y como ha precisado Caballud.

De representar el 0,1 por ciento del total de los efectivos, las mujeres han pasado a significar un 12,3 por ciento en la actualidad.

Un 63 por ciento de las féminas realiza sus funciones en el Ejército de Tierra, un 17 por ciento en Aire, un 16 por ciento en la Armada y un 4 por ciento en los Cuerpos Comunes.

Las mujeres representan el 6 por ciento del total de oficiales, el 1,5 de suboficiales y el 18 por ciento de tropa y marinería, ha comentado Caballud antes de destacar el alto número de mujeres que también son reservistas, personal civil voluntario que a tiempo parcial presta servicio a las Fuerzas Armadas. EFE

so-cbr/br