Quantcast

El Gobierno califica de pecado el comunicado de los obispos sobre comicios

Managua, 14 nov (EFE).- El Gobierno de Nicaragua calificó hoy de "pecado" y "error" el comunicado de la Conferencia Episcopal que ha puesto en tela de juicio los resultados de los comicios municipales celebrados el pasado domingo.

El canciller nicaragüense, Samuel Santos, dijo en una rueda de prensa que ha manifestado al nuncio apostólico en Managua, Henryk Jozef Nowacki, su opinión acerca del comunicado, en el que los obispos señalaron que las denuncias de irregularidades "deslegitiman y ponen en entredicho el proceso electoral".

Además pidieron a los integrantes del Consejo Supremo Electoral (CSE) actuar con "honestidad, transparencia e imparcialidad" en el tratamiento de los resultados de estos comicios.

Los resultados oficiales, aun provisionales, dan ventaja al gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) y son rechazados tajantemente por la alianza opositora liderada por los liberales, que han denunciado un intento de "fraude" y de "robo".

El canciller Santos dijo que los obispos cometieron un "pecado" y un "error" al emitir ese documento sin tomar en cuenta el calendario electoral, el mismo "error" que, según dijo, han cometido organismos y gobiernos de otros países.

Según el canciller, el "error" de la Iglesia católica es más grave porque ha enumerado como irregularidades de los comicios las mismas que ha denunciado la oposición y "que vienen del exterior en diferentes comunicados".

Los obispos "lo ponen en su comunicado como un hecho", subrayó.

De acuerdo con Santos, los obispos cometieron también el "error" de "generalizar" las presuntas denuncias de irregularidades en los comicios a partir de un caso, el de Managua, y trasladarlo a todo el país.

Según Santos, al nuncio Nowacki le preguntó "cómo podía cometer ese error la Iglesia, cuando tiene a todo su personal en todo el país, donde claramente no está pasando lo que está pasando".

El arzobispo de Managua y presidente de la Conferencia Episcopal de Nicaragua, Leopoldo Brenes, sostuvo ante la prensa local que "si el documento fuese exclusivo para Managua, no lo hubiese firmado la Conferencia Episcopal".

El Episcopado de Nicaragua demandó a las autoridades electorales, dos días después de los comicios, la revisión y cotejo de todas las actas de las juntas receptoras de voto para determinar el ganador de las elecciones municipales del día 9.

El gobernante FSLN se ha proclamado ganador sin que se conozcan los resultados finales.

El vicepresidente del CSE, el magistrado sandinista Emmet Lang, presente en la conferencia con el canciller Santos, también manifestó su rechazo al documento de los obispos.

"Dar al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios y me atengo al artículo 14 de la Constitución que dice que el Estado de Nicaragua no tiene religión", enfatizó.

Dijo que se sintió "afectado" por ese comunicado, el cual consideró "sesgado" y "bárbaro".

Nicaragua celebró elecciones el domingo pasado en 146 de los 153 municipios de este país, en los que, hasta el momento, el Consejo Supremo Electoral ha dado provisionalmente como ganador a los sandinistas en 78 de ellos, incluida Managua, y en 20 a la oposición liberal, que no reconoce los resultados. EFE

lfp/fm/lbb/ar/cd