Quantcast

Residencia de la Paz dobla sus plazas y amplía uso a jóvenes y discapacitados

Bilbao, 11 nov (EFE).- La nuevo complejo residencial 'Reina de la Paz', ubicado en el bilbaíno barrio de Ibarrekolanda y propiedad de la BBK, contará con 675 plazas -casi el doble que en la actualidad- y atenderá a ancianos, personas con discapacidad física y jóvenes hasta 35 años.

Según ha informado la caja de ahorros en una nota de prensa, el nuevo centro dispondrá de 274 habitaciones, de uso individual y compartido, para mayores y personas con discapacidades, mientras que el resto de los 130 apartamentos, que tendrán una superficie de 43 metros cuadrados, serán ocupadas por jóvenes.

Hasta ahora, las 350 plazas con las que contaba el centro estaban destinadas a personas de edad avanzada.

La BBK ha asegurado que los actuales usuarios del centro serán realojados en el nuevo centro cuando finalicen las obras si bien, ha precisado que, mientras tanto, deberán ser realojados en residencias próximas a Bilbao.

Este proyecto ha sido objeto de polémica en los últimos meses ya que, desde que la caja de ahorros anunció en junio que el inmueble iba a ser demolido y sus residentes trasladados, tanto vecinos como partidos políticos -entre ellos EA, PSE o PP-, se han mostrado contrarios al cierre de la residencia y al desalojo de sus usuarios. EFE

vd

El nuevo complejo residencial de BBK en Ibarrekolanda, que acogerá a todas y todos los residentes actuales, contará con 675 plazas, el doble que las actuales, y en sus 33.000 metros cuadrados atenderá a tres colectivos: personas de edad avanzada, personas con discapacidades físicas y jóvenes.

El nuevo complejo residencial que BBK construirá en el inmueble que actualmente ocupa la Residencia Reina de la Paz, ampliará su servicio en número y calidad, ya que el nuevo equipamiento doblará la capacidad de acogida actual. Frente a la capacidad máxima de 350 usuarios y usuarias de sus instalaciones, el nuevo centro podrá alojar a un total de 675 personas -entre ellas a las y los actuales usuarios-, tanto en habitaciones de uso individual como dobles. Así, el estudio previo de las posibilidades edificatorias, realizado por la ingeniería bilbaína Idom, concluye que los más de 33.000 metros cuadrados de servicios residenciales y comunes de la nueva residencia -la superficie es ahora de 18.500 metros- permitirán un máximo aprovechamiento de sus instalaciones, reduciendo el impacto visual del edificio, que se podrá construir en forma de "U" y en diferentes alturas.

Con el nuevo Centro Residencial, BBK plantea ampliar las posibilidades de uso a otros colectivos con dificultades de acceso a la vivienda, como son las personas con discapacidades físicas y jóvenes de hasta 35 años. Para ello prevé disponer de 275 habitaciones de 28 y 43 metros cuadrados -uso individual y de pareja- para mayores y personas con discapacidades. Las y los jóvenes podrán ocupar el resto de los 130 apartamentos, que tendrán una superficie de 43 metros cuadrados.

El estudio previo concluye que los 6.700 metros cuadrados de servicios comunes del nuevo complejo residencial podrán ser ocupados por comedores, salas de estar, salas de actividades y salas ocupacionales, un área sanitaria con consulta, botiquín, peluquería, gimnasio y farmacia, así como una lavandería, un txoko y un aparcamiento para residentes.

Una vez finalizado el estudio previo, BBK convocará un concurso restringido de arquitectura, que designará el proyecto que mejor sepa desarrollar las necesidades planteadas. El plazo total de construcción del nuevo equipamiento será de 38 meses. Durante ese periodo las personas alojadas en Reina de la Paz vivirán en residencias de reciente construcción próximas a Bilbao y dotadas del máximo nivel de calidad exigible.