Quantcast

UGT emplaza al resto de sindicatos a trabajar unidos para afrontar la crisis

Bilbao, 11 nov (EFE).- El sindicato UGT de Euskadi ha emplazado al resto de sindicatos vascos a celebrar una reunión conjunta para marcar directrices en defensa de los trabajadores, al considerar que en el actual contexto de crisis la unidad de acción sindical es "clave".

El secretario general de UGT de Euskadi, Dámaso Casado, ha anunciado hoy en Bilbao que su organización inició ayer los contactos con dicho fin y espera recibir esta semana una respuesta del resto de sindicatos, que ha confiado en que será positiva.

Acompañado de la secretaria de Acción Sindical de la central vasca, Pilar Collantes, Casado ha explicado las actuaciones de UGT para defender los derechos de los trabajadores en la actual situación de crisis, entre ellas el desarrollo de una campaña informativa y formativa en los centros de trabajo sobre los problemas que pueden surgir en las empresas.

También ha advertido de que, "de entrada", UGT no va a aceptar ningún expediente de regulación de empleo, aunque sea de carácter temporal, antes de su estudio y posible negociación.

El dirigente sindical también se ha mostrado muy crítico con la actuación del Gobierno vasco y del lehendakari Ibarretxe, a quien ha censurado que "sólo" se reúna con los empresarios y no con los sindicatos.

A su juicio, da la impresión de que "tenemos un lehendakari casi de extrema derecha cuando pasa olímpicamente de los problemas de los trabajadores y sólo se preocupa de los empresarios".

Casado ha insistido en destacar la importancia de la unidad de acción sindical "para que los trabajadores se sientan respaldados" en un momento en el que el ritmo de pérdida de empleo va "muy acelerado".

El sindicalista ha instado a tomar decisiones "ya" y, con el fin de procurar una respuesta conjunta a la situación, ha planteado una reunión de "todos" los sindicatos con la patronal Confebask y, "más importante" aún, con el Gobierno vasco.

Para UGT, es "prioridad" mantener los puestos de trabajo y, en un escenario de diálogo social, debería haber en Euskadi "dos mesas abiertas" para tratar, respectivamente, cuestiones relativas al empleo y a políticas industriales ya que hay sectores más afectados por la crisis que otros como el de automoción o transportes, según ha explicado Collantes.

La sindicalista ha avisado de que UGT no se va a quedar "mano sobre mano" en un momento de "consulta diaria" por parte de muchas empresas sobre posibles expedientes de regulación de empleo (ERE).

Aunque el sindicato no dispone de datos sobre los ERE presentados ante la autoridad laboral ya que la dirección de Trabajo no le ha facilitado tal información, Collantes ha afirmado que los expedientes y consultas planteados en octubre y noviembre son "muchos", la mayoría de suspensión temporal de empleo.

En este contexto, UGT ha reforzado su estructura para dar apoyo a los trabajadores. Entre otras actuaciones, ha fortalecido sus servicios jurídicos y ha formado a los cuadros del sindicato con el objetivo de que "estén preparados" para afrontar las consecuencias de la crisis. EFE

cc