Quantcast

Policía investiga si niño de ocho años que asesinó a su padre sufrió abusos

Washington, 8 nov (EFE).- La policía de una localidad rural del estado de Arizona (EEUU) investiga si el niño de ocho años que ha sido acusado del asesinato de su padre y de un amigo de éste sufrió abusos sexuales, informaron hoy fuentes de esa fuerza de seguridad.

El menor se enfrenta a dos cargos de homicidio premeditado por la muerte a balazos de su padre, Vincent Romero, de 29 años, y su amigo Timothy Romans, de 39, asesinados el pasado miércoles.

El jefe de policía de la localidad de St. Johns, Roy Melinck, dijo que podría ser que el niño hubiera actuado sin ser consciente de lo que hacía.

El niño, que no fue identificado, al principio negó toda participación en los hechos, pero después confesó que cometió los crímenes de forma premeditada.

"No estoy acusando a nadie de nada en estos momentos", aclaró Melinck, pero agregó que no cree que un niño de ocho años "un día decida que va a disparar a su padre y al amigo de su padre sin razón. Algo condujo a esto".

Según Melinck, la policía ya había recibido en el pasado llamadas sobre supuesto maltrato en la casa de los Romero.

Melinck aseguró que harán una investigación exhaustiva del caso para que se aplique la ley, "pero también teniendo en cuenta el factor humano".

El abogado defensor Bejamin Brewer denunció que la policía logró la confesión sin que el niño tuviera una representación legal y sin que se le informara de sus derechos.

Pero el juez de St. Johns afirmó el viernes que existen evidencias de que el niño cometió los asesinatos y ordenó su confinamiento en un centro juvenil de detención.

Las leyes de Arizona permiten presentar cargos contra una persona si tiene ocho años o más.

Si el niño fuera declarado culpable, podría permanecer en un centro de menores hasta los 18 años.

St. Johns es una localidad de unos 4.000 habitantes, a unos 250 kilómetros al noreste de Phoenix, la ciudad más importante del estado de Arizona. EFE

elv/mb/may