Quantcast

Al Athletic nunca le ha eliminado el Recre ni le han remontado un 2-0

Bilbao, 30 oct (EFE).- Al Athletic Club nunca le ha eliminado el Recreativo de Huelva en una eliminatoria de la Copa del Rey, ni tampoco le han remontado un 2-0 conseguido en el partido de ida disputado en San Mamés, que ha sido la ventaja que ha adquirido en esta edición frente al equipo onubense en la ida de dieciseisavos de final.

El Athletic ha superado al Recreativo en Copa tres veces: en la temporada 1905-06, al imponerse 2-1 a partido único, y en las campañas 1964-65 y 1966-67, en eliminatorias a doble partido. En la primera, remontó en la vuelta (3-0) el 1-0 que había logrado el Recre en la ida; y, en la segunda, ganó los dos partidos: 3-0 en 'La Catedral' y 0-1 en la vuelta.

Por otro lado, al Athletic nunca le han remontado en la Copa un 2-0 logrado en casa, una ventaja que había conseguido siete veces antes: frente a Alavés (1931-32, cuartos de final), Barcelona (1957-58, semifinales), Oviedo (1972-73, octavos), Barcelona Atlético (1981-82, tercera ronda), Real Sociedad (1984-85, cuartos), Betis (1984-85, semifinales) y Logroñés (1986-87, cuartos).

Aunque perdió en cinco partidos de vuelta de esas eliminatorias (Barcelona, 4-3; Oviedo, 1-0; Real, 2-1; Betis, 1-0; y Logroñés, 1-0), en todas acabó pasando. Al Alavés (2-3) y al Barcelona Atlético (0-1) también les venció en la vuelta.

El Athletic superó la ronda, asimismo, la única que vez que se adelantó 0-2 a domicilio. Fue ante el Barcelona en Les Corts en la temporada 1954-55. En Bilbao, la vuelta acabó en empate (2-2).

No se ha producido en muchas ocasiones a lo largo de los ya más de cien años de historia de la Copa -que ha ganado 23 veces y en la que reivindica un vigésimo cuarto título, el de 1902, no considerado oficial- que al Athletic le remonten fuera más de un gol de ventaja logrado en casa.

Solo ha ocurrido tres veces y, curiosamente, dos de ellas después de ganar 3-0 en San Mamés. El Zaragoza le respondió con un 4-0 en octavos de final de la temporada 1951-52 y el Madrid con un estrepitoso 8-1 en semifinales en la 1959-1960. La primera fue en cuartos del curso 1923-24, también con el Madrid como rival. El resultado en San Mamés fue 3-1 y el de la vuelta 3-0. Entonces, decidió un partido de desempate, jugado en Madrid, en el que el equipo blanco ganó 1-0.