Quantcast

Multan con 500 € a dos mujeres provocar afición hebrea con bandera palestina

Barcelona, 30 oct (EFE).- Dos mujeres que acudieron a un partido de baloncesto en Barcelona en el que jugaba un equipo israelí se enfrentan a una multa de 500 euros por incitar a la violencia y provocar altercados por llevar una bandera palestina e insultar a la afición hebrea.

Se trata de Maria Freixas, de 28 años, y Ana María Fernández, de 60, que hoy han denunciado públicamente que la dirección general de los Mossos las ha multado con 500 euros por una infracción leve del artículo 73.j de la Ley del Deporte, que sanciona la participación violenta en peleas o desórdenes públicos en los recintos deportivos.

Además, la Comisión Nacional Contra la Violencia en los Espectáculos Deportivos, que depende del Ministerio de Interior, ha propuesto para ambas una sanción de 3.500 euros y la prohibición de acceder a un recinto deportivo durante seis meses, aunque esta propuesta será archivada porque en Cataluña la autoridad competente es la Generalitat, según han precisado a Efe fuentes conocedoras del caso.

Los hechos ocurrieron el pasado 3 de abril, cuando ambas acudieron al Palau Blaugrana de Barcelona para presenciar el partido entre el FC Barcelona y el Maccabi de Tel Aviv israelí, llevando una bandera palestina y dos pancartas en las que se podía leer "Freedom for Palestina" y "Aislemos a Israel. Basta ya de genocidio al pueblo palestino".

Además, según el expediente sancionador, trataron de provocar a la afición visitante al grito de "asesinos", "criminales" y "sois unos verdugos", extremo que niegan las afectadas.

En rueda de prensa en Barcelona, Maria Freixas, asesorada por el Colectivo Ronda, ha explicado que decidieron acudir al partido porque ambas pertenecen a una asociación pro-palestina y querían aprovechar el impacto mediático de un partido de baloncesto para poner de relieve la solidaridad del pueblo catalán con Palestina.

Según su relato, poco después del inicio del partido un agente de la seguridad privada del club les pidió que retiraran la bandera palestina y las pancartas. No obstante, las siguieron esgrimiendo porque la afición israelí lucía impunemente banderas hebreas.

Poco después, un grupo de unos siete u ocho agentes de los Mossos se dirigieron hacia su zona y les arrebataron por la fuerza la bandera y las pancartas, entre la reacción del público del Palau, que empezó a gritar: "Palestina, Palestina".

Fuentes de los Mossos d'Esquadra han precisado a Efe que los agentes optaron por retirar por la fuerza la bandera y las pancartas porque su aparición habían encrespado los ánimos de la afición israelí, que estaba a muy pocos metros, y pretendían evitar altercados.

En el descanso, los Mossos se acercaron a ambas mujeres y acordaron que les devolverían la bandera si no se ponían en pie para mostrarla, para no enturbiar más los ánimos, a lo que ambas accedieron y acabaron cumpliendo, por lo que pudieron acabar de ver el partido con total normalidad.

Una vez acabado el partido, según la versión de Freixas, los agentes las persiguieron por los alrededores del recinto del Palau Blaugrana, las retuvieron contra la pared durante una hora, las vejaron, las insultaron e incluso agredieron a un compañero suyo que las había ido a buscar, por lo que han presentado una denuncia ante un juzgado de Barcelona.

Además, un testigo que se había prestado a ayudarlas y que se encaró a los agentes -que le han denunciado por atentado a la autoridad-, ha censurado que los agentes le exigieron que hablara con ellos en castellano "porque estamos en España".

Las mismas fuentes de los Mossos han negado que los agentes tuvieran esta actitud y han subrayado que se limitaron a identificar a ambas mujeres -que se negaban a hacerlo-, para poder rellenar el atestado con la denuncia por su supuesta infracción de la Ley del Deporte. EFE.

jf/pll/nam

|K:DEP:DEPORTES|

|Q:DEP:es:15000000:deporte|

|N:C|

10/30/14-10/08

TELETIPOS_CORREO:DEP,DEP,+–+,+–+