Quantcast

El Murcia no ganaba dos partidos seguidos desde hacía año y medio

Murcia, 30 oct (EFE).- El Real Murcia, con su victoria de ayer por 2-1 frente al Racing de Santander en la Copa del Rey, logró encadenar dos triunfos después de año y medio, pues el equipo grana no vencía dos encuentros de competición oficial seguidos desde el mes de abril de 2007.

El conjunto dirigido por Javier Clemente, que remontó el tempranero gol del racinguista Edu Bedia con tantos de 'Buda' Dialiba y Adrian Sikora bien avanzada la segunda parte, marcó dos goles por primera vez en la temporada. Hasta ahora sólo había sido capaz de lograr seis en los diez partidos que había disputado entre la Liga y la Copa, con un tanto en seis de ellos y sin ver puerta en los otros cuatro.

El Murcia no ganó dos partidos consecutivos durante toda la pasada campaña, en la que el equipo militó en Primera División, ni tampoco lo había hecho en los dos primeros meses de competición esta temporada en Segunda.

Sin embargo, y apoyándose en la Copa, los granas han roto una mala racha y al triunfo conseguido el domingo frente al Sevilla Atlético en la Liga por 1-0 se sumó el de ayer en la Copa.

La anterior ocasión en la que el Murcia logró darle continuidad a un triunfo con otro resultado victorioso fue entre las jornadas 32 y 34 de la Liga 2006/2007, en Segunda. Antes de consumar su ascenso de categoría, los granas, entonces dirigidos por Lucas Alcaraz, vencieron al Ciudad de Murcia por 2-1 el 7 de abril de 2007; en la siguiente jornada al Polideportivo Ejido por 0-2 el 14 de abril; y en la jornada 34, el 22 de abril, por 3-0 al Xerez. Aquella racha se vio truncada con el empate a uno en el campo del Valladolid.

Los dos triunfos conseguidos por el Murcia en los cuatro últimos días dan ánimo y confianza a un equipo que, según dejó claro Clemente tras superar al Racing, "demuestra que tiene un cierto nivel, mejor del que ha exhibido hasta ahora".

Con la moral fortalecida por los dos últimos triunfos obtenidos, aunque todavía en puesto de descenso a Segunda División B, el Murcia retomará la competición liguera el domingo en Jerez de la Frontera con las bajas obligadas del centrocampista Antonio Núñez y el delantero Dani Aquino.

Para el choque frente al Xerez en el estadio Chapín de la localidad gaditana, Clemente sigue sin poder contar con Núñez, quien está en fase de recuperación de la rotura fibrilar que padece en la unión mio-tendionosa del bíceps femoral y le quedan posiblemente dos semanas para poder reaparecer.

A esta ausencia se suma la de Aquino, quien se ha sabido que sufre una rotura fibrilar en el recto anterior del cuádriceps, lesión que se produjo durante el choque del domingo frente al Sevilla Atlético y que le mantendrá inactivo durante un periodo estimado de entre seis y ocho semanas, según indicó el cuerpo médico del club.

Con respecto al partido de ayer, el técnico vasco del Murcia recupera al defensa húngaro Bela Balogh, después de haber cumplido un partido de sanción que acumulaba de la anterior eliminatoria de la competición del KO por ser expulsado precisamente en el enfrentamiento de la anterior ronda copera contra el Xerez.