Quantcast

El Real Unión examina el hambre de los suplentes de Schuster

San Sebastián/Madrid, 29 oct (EFE).- El Real Unión confía en poder ganar, al menos, el primer partido de la eliminatoria de dieciseisavos de final de la Copa del Rey ante un Real Madrid que llega plagado de suplentes, en un estadio que estará a rebosar por más de 5.000 seguidores, y jugarse en el Santiago Bernabéu el pase.

Si se tira de estadística, las ilusiones de los iruneses no son una quimera, porque en su estadio han sufrido o han terminado perdiendo los equipos de Primera que han visitado la ciudad fronteriza en otras eliminatorias coperas, caso del Zaragoza, Athletic, Atlético de Madrid, Racing o Valencia.

El entrenador del Real Unión, Iñaki Alonso, se ha tomado esta eliminatoria como un premio para su plantilla, sin descartar la sorpresa, y tratará de que todos los componentes tengan minutos, bien en la ida o en la devolución de visita a Madrid dentro de quince días.

El Real Unión, histórico club que militó en Primera División en las primeras décadas del pasado siglo, trata de recuperar buena parte del prestigio perdido y alcanzar al menos la división de plata, para lo que marcha bien encaminado, ya que lidera su grupo de la Segunda B en el que únicamente ha perdido un partido.

Los aficionados guipuzcoanos podrán ver por fin un partido de alto nivel, esquivo desde el descenso de una Real Sociedad, que tras su eliminación por parte del Celta ha dejado a los "blanquinegros" como único representante guipuzcoano en el torneo del K.O..

El Real Madrid se estrena en Copa del Rey, en su visita al Real Unión, con un equipo sin titulares, en el que los suplentes deben demostrar su hambre de minutos a Bernd Schuster, que por primera vez desde que llegó a la casa blanca tira de cantera.

Como es habitual en los primeros pasos del Real Madrid en la competición copera, los suplentes adquieren el protagonismo. Schuster da descanso a sus titulares, los quita un viaje y concede descanso pensando en el próximo partido de Liga, ante el Almería. Incluido a Sergio Ramos para apagar el incendio montado tras sus declaraciones.

No viajan a Irún Iker Casillas, Sergio Ramos, Pepe, Fabio Cannavaro, Fernando Gago, Rafael Van der Vaart, Arjen Robben, Raúl González y Ruud Van Nistelrooy; y Schuster no puede contar con Miguel Torres por lesión.

Por primera vez desde que se convirtió en entrenador del Real Madrid, Schuster ha convocado a jugadores de cantera del Castilla y tienen posibilidades de recibir minutos: Chema Antón, Javi Velayos y el goleador Alberto Bueno son los elegidos. El último, en racha, es el que más opciones tiene de jugar si el técnico decide dar también descanso a Gonzalo Higuaín.

Viaja Michel Salgado con molestias en su rodilla, aunque después de su buena actuación liguera ante el Athletic Club desea jugar. Lo harán también jugadores recién recuperados de lesiones como Diarra y Guti, que necesitan minutos para volver a su nivel. Junto a ellos, será la oportunidad para Metzelder, Drenthe o Saviola, quienes cuentan con apariciones durante los partidos.

Ningún jugador de la plantilla del Real Madrid ha ganado el título copero. Hace que cada año sea especial intentar llegar a la final y ganarla. "Como institución hay muchas ganas de lograr la Copa del Rey. A los que llevamos más tiempo es la única competición que nos queda por ganar. Nos hace mucha ilusión", resume Michel Salgado. En Irún, inicia un nuevo intento.

Alineaciones probables:

Real Unión: Otermin; Gabarain, Larrainzar, Berruet, Gurrutxaga, Esteguis; Beobide, Quero, Eneko Romo, Manu García; Domínguez.

Real Madrid: Dudek; Míchel Salgado, Javi García, Metzelder, Marcelo; Diarra, De la Red, Guti; Drenthe, Higuaín o Bueno, Saviola.

Árbitro: Dauden Ibáñez (colegio Aragonés)

Estadio: Stadium Gal (21.00 hora local).