Quantcast

La crisis afecta a la presencia de atletas internacionales

Toledo, 28 oct (EFE).- La crisis económica afecta a la organización de la X Milla y VII Legua Julio Rey, que se presentó hoy en Toledo, y en la edición que se disputa el domingo no habrá, como en ediciones anteriores, participación internacional.

Los favoritos serán los hermanos Rey (Julio y Fernando) y José Ríos en categoría masculina, y Esther Desviat en la femenina.

El presupuesto de la prueba, aproximadamente 14.000 euros, no da más que para 'peinar' el mercado nacional, y aún así, solo estarán, además de los hermanos Rey, José Ríos y Esther Desviat, el maratonista Martín Fiz y la murciana Gema Barrachina, además de otros atletas castellano manchegos.

Están confirmados Rachid Nadij, un marroquí a punto de obtener la nacionalidad española por matrimonio, Pedro Antonio Santos-Olmos, Víctor Eloy Alvarez, César Nombela, Javier Núñez y Daniel de los Reyes, además de la reaparición de Vanessa Veiga, mujer de Julio Rey, una vez superada su fase de maternidad.

Tomás Ruiz, presidente de la Asociación de Vecinos 'La Verdad', indicó que "esta edición estará dedicada a Francisco Javier Martín del Burgo, recientemente nombrado director de la Agencia Estatal Antidopaje, y que tras 13 años al frente del deporte regional, ha conseguido éxitos antes impensables en esta región".

Julio Rey agradeció a las instituciones y patrocinadores su apoyo para que le prueba siga, "aunque la crisis nos ha impedido traer atletas de elite, pero hemos confirmado gente nueva", indicó el atleta, refiriéndose a Martín Fiz y Esther Desviat.

Su hermano Fernando indicó que siente una especial motivación "tras una lesión que me ha tenido ocho meses parado, y para intentar ganar, después de varias veces de intentarlo", explicó.