Quantcast

Sergio García presenta el mejor cartel del siglo XXI

Antonio Tomás

Borriol (Castellón), 22 oct (EFE).- Severiano Ballesteros, el mejor golfista español de todos los tiempos e ingresado aún en un hospital madrileño, atrajo hacia España en su época dorada, en la década de los 80 y principios de los 90, a los mejores jugadores del mundo, y con ello se organizaron en nuestro país los más célebres torneos del continente, al margen del Open Británico, el PGA y, después, el Volvo Masters.

Todos querían medirse con el genio de Pedreña, y la mayoría acudía a su llamada, carismática y genuina.

Pasado el tiempo, el castellonense Sergio García, instalado en la elite del golf desde comienzos de siglo y actualmente el quinto mejor jugador del planeta, ha logrado reunir en torno a su figura y en el campo que le vio crecer, en Borriol, a un extraordinario plantel de golfistas.

Arrastrados por el carisma de Sergio García, en la etapa dominada por Tiger Woods, el Castellón Masters, posiblemente, se ha convertido en el mejor torneo del siglo XXI en España, a excepción del citado y desahuciado Masters en Valderrama, que a partir de 2009 ya no cerrará nunca más la temporada europea.

El Club del Mediterráneo, encajado en un bonito valle cerca del Mar Mediterráneo, se ha transformado en la envidia de muchos de los campos del Viejo Continente, y algunos de las Islas Británicas.

Sergio García, su padre Víctor -profesional del campo-, la organización del torneo y los rectores del club castellonense han dado el do de pecho para reunir una pléyade de golfistas, en la antesala del fin de campaña en Valderrama.

Por los aledaños del campo, la zona de prácticas, pasillos y demás instalaciones del campo el aficionado se puede topar con tres campeones de "majors", el argentino Ángel Cabrera, José María Olazábal y el escocés Paul Lawrie; un campeón de Worl Championship, el sueco Henrik Stenson, el último campeón de la Orden de Mérito, el inglés Justin Rose; o con cuatro "top-15" del ránking mundial, García (quinto), el colombiano Camilo Villegas (séptimo), Stenson (décimo) o Rose (decimoquinto).

El argentino Andrés Romero (30 del mundo) y el inglés Paul Casey (41) también disfrutan en Borriol, además de un buen puñado de jugadores que han intervenido en Ryder Cup (McGinley, Bjorn, Hansen, Howell, Garrido, Fasth o Levet) y los mejores españoles y ganadores esta temporada (Fernández-Castaño, Pablo Larrazábal o Álvaro Quirós).

¿Se puede pedir más? Pues sí. Rafa Nadal, la mejor raqueta del mundo, no quiso faltar a la invitación hecha por su amigo Sergio García y disputó hoy el Pro-Am previo al torneo.

García está feliz con el torneo y con las mejoras efectuadas en el campo, en cuyo césped se crió como golfista y que ha visto cómo su fisonomía ha variado, con retoques en siete de sus hoyos. Será la primera vez que Sergio juegue en él un torneo del circuito europeo.

El castellonense, de 28 años, está emocionado, alegre como un chaval con zapatos nuevos. Ejerce perfectamente como anfitrión, cuida los detalles, hasta los más mínimos -recriminó las carreras de un cámara por el 'green' del 18-, y atiende a sus amigos golfistas.

Además, García se sacude su condición de anfitrión y quiere ejercer como jugador local: quiere ganar en su campo. Si lo consigue se colocará en el tercer puesto del escalafón mundial.

En Castellón se verá una de las mejores versiones del golfista Sergio García, en un Club de Campo repleto de "swings" de lujo.