Quantcast

Garmendia: "Demorar esto dos semanas más sería ya excesivo"

Lezama (Vizcaya), 22 oct (EFE).- Joseba Garmendia cree que "demorar dos semanas más" la delicada situación por la que pasa el Athletic Club, que lleva tres partidos seguidos perdiendo y sin marcar un gol, sería "excesivo" para el equipo bilbaíno, que tiene cercanas amargas experiencias derivadas de malos inicios ligueros.

"La preocupación es importante. Tres derrotas seguidas y 5 puntos en 7 partidos no es para estar tranquilos. Hemos visto situaciones difíciles y sabemos que como no saquemos la cabeza pronto posiblemente tengamos que estar ahí (en la zona baja de la tabla) durante bastante tiempo y es algo que no queremos para nada", dijo sobre una situación conocida e indeseada en el equipo vasco.

Por ello, considera que el Athletic no debe "desdeñar" la posibilidad de puntuar en los dos próximos partidos, ante el Real Madrid, en el Santiago Bernabéu, y el Villarreal, en San Mamés. "Tenemos que jugar nuestras bazas para sacar puntos porque demorar esto dos semanas más sería excesivo. Tenemos que puntuar contra cualquiera y que afrontar estos dos encuentros como el resto", reflexionó.

Para el choque ante el Real Madrid de este domingo, a Garmendia no le parece mal ejemplo a seguir el comportamiento de la Juventus frente al equipo blanco en la última jornada de la Liga de Campeones, en la que se impuso el conjunto italiano en el Olímpico de Turín (2-1).

"En la primera parte, la Juve presionó adelantada, desde bien arriba, y eso dificultó la salida del balón del Madrid. En el segundo tiempo, con el 2-0, la Juve se echó atrás y el Madrid pudo hacer su juego", consideró sobre un partido en el que, a su juicio, lo que le "encarriló el encuentro" al equipo italiano fue "marcar tan temprano tanto en la primera como en la segunda mitad".

En cuanto a la situación por la que pasa a nivel personal, se congratuló de haber sido titular la última jornada ante el Barcelona y haber empezado a contar para el entrenador en cuanto se ha recuperado de los problemas físicos que ha sufrido desde la pretemporada. "El año pasado fui de casi nada a mucho y éste estoy contento de haber empezado a contar pronto", se felicitó.