Vídeo: Sarkozy: "Es un acto odioso y no puede quedar sin castigo"

19 de Marzo de 2012

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, aseguró que la tragedia de Toulouse es un acto "odioso y no puede quedar sin castigo". Por ello, subrayó que se pondrán a disposición todos los medios necesarios, "absolutamente todos", para capturar al asesino. El mandatario se expresó en estos términos en una declaración institucional realizada en El Elíseo, tras visitar el centro en el que han muerto cinco personas, cuatro de ellas niños.  Sarkozy señaló que las motivaciones racistas de este ataque parecen "obvias".