Vídeo: Al Qaeda en el Magreb, el chantaje del terror que mantiene en vilo a Occidente

23 de Agosto de 2010

Abdelmalek Droukdal es el máximo responsable del grupo terrorista que ha mantenido secuestrados a los cooperantes españoles. En enero de 2007 su organización, una célula escindida del Gia argelino, pasó a llamarse Al Qaeda en el Magreb Islámico. Contaba con las bendiciones del número dos de Bin Laden y comenzó a atentar no sólo en Argelia, extendiendo sus tentáculos por el Magreb y todo el Sahel. Amplió también sus objetivos: de representantes del poder argelino a musulmanes no radicales y cualquier occidental. Secuestros como el de dos turistas austríacos, una pareja de italianos o un biólogo francés liberados tras varios meses de cautiverio. Todo para financiarse y ejecutados por sus lugartenientes. Uno de los más sanguinarios ordenó el asesinato de un cooperante británico de 60 años, porque el Reino Unido no habría cedido a la exigencia de excarcelar a uno de los suyos. Decapitaron también a un jubilado francés tras una incursión fallida del ejército francés. La principal meta de Al Qaeda en el Magreb es su constante expansión. De ahí su obsesión con la propaganda por Internet desde donde difunden sus "hazañas" y arengan a sus seguidores.