Vídeo: La policía encuentra un bate ensangrentado en la casa de Pistorius

17 de Febrero de 2013

Todo un país pendiente del televisor para ver a la protagonista de la tragedia. Reeva Steenkamp fue anoche el reclamo del reality show grabado hace un año en Jamaica. Homenaje, con el permiso de la familia, ante los ojos de millones de sudafricanos. Los mismos que hoy domingo han amanecido con nuevos detalles sobre el crimen en la prensa local. El diario City Press apunta a que la modelo recibió varios golpes en la cabeza antes de morir. Una versión que cobra fuerza por el hallazgo, supuestamente filtrado por la policía, de un bate ensangrentado en la casa de Óscar Pistorius.Hoy le ha visitado en el calabozo el reverendo A.J. Wilson que ha reconocido ante las cámaras que el atleta no ha dejado de llorar desde su entrada. Una noticia que sobrecoge a un excompañero en las pistas como el jamaicano Usain Bolt, que ha dicho en una entrevista en televisión que no se puede creer lo que ha sucedido. Justin Divaris, el joven empresario que presentó a la pareja, se ha convertido en las últimas horas en un nuevo testigo sobre el caso. Al parecer, Pistorius le habría llamado por teléfono minutos después de la tragedia para decirle que había ocurrido un accidente terrible, que acababa de disparar a su novia. "He matado a mi chica, que Dios me lleve. Ha ocurrido un accidente terrible. He disparado a Reeva", le dijo, según la versión del empresario. La familia del atleta, mientras tanto, sigue negando los cargos que se le imputan a Oscar. Entre los sollozos de su hermana, su tío asegura que la pareja tenía planes de futuro y que nunca había visto a su sobrino tan feliz en su vida privada como lo estaba con Reeva.