Vídeo: Se parte en dos un carguero encallado en Nueva Zelanda hace tres meses

8 de Enero de 2012

El buque carguero liberiano Rena se ha partido en dos a causa del fuerte oleaje y después de permanecer encallado cerca de la costa de Nueva Zelanda durante tres meses. La popa del barco se ha separado unos 30 metros de la proa, que continúa sobre los arrecifes a pesar del constante impacto de las olas que han alcanzado los seis metros de altura. La rotura del casco del Rena ha causado la caída al agua de unos 300 contenedores, troncos de madera y otra carga que transportaba. Las autoridades se preparan ante la posibilidad de que haya un nuevo vertido de combustible. El barco vertió tras encallar unas 350 toneladas que causaron una marea negra que llegó hasta las costas de Tauranga. Desde entonces los servicios de emergencias marítimas han extraído de sus depósitos más de 1.000 toneladas de combustible, de las 1.300 que guardaba.