Vídeo: Miles de hectáreas arrasadas al extenderse una quema controlada

24 de Noviembre de 2011

Estaba programado. Iba a ser una quema controlada de madera y ramaje viejo, pero se les fue de las manos. La intención de las autoridades locales de Margaret River, en el suroeste de Australia, era limpiar el bosque para evitar la propagación de incendios de cara a la llegada del verano, pero el resultado ha sido justo el contrario. El fuego, fuera de control, ha arrasado gran parte de un parque nacional y ha destruído una veintena de casas. Otros 30 edificios han resultado dañados. Más de cien efectivos han participado en la extinción y cientos de personas han tenido que ser evacuadas. Muchas ya no tienen un lugar al que volver, y han preferido quedarse observando cómo las llamas devoran sus casas y el bosque que las rodeaba.

Vídeos relacionados